Disponible en
Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook Google+
Compartir:

CAPITAL

La colecta de Cáritas de Osma-Soria para el tifón de Filipinas ascendió a 75.000 €

Niños sin hogar refugiados en un templo filipino.
Niños sin hogar refugiados en un templo filipino.
Actualizado 09/02/2014 12:07:52

La tormenta tropical en noviembre causó 6.200 muertos y 1.785 desaparecidos, afectando a 3,2 millones de familias y otras 900.000 se vieron desplazadas por el desastre.

Cáritas Diocesana de Osma-Soria ha recaudado ha remitido ya a Filipinas la cantidad de 75.000 euros para ayudar a paliar los efectos del tifón Haiyan que asoló el archipiélago el pasado mes de diciembre.

Así lo ha reseñado el director de la ONG en la provincia Javier Santa Clotilde, quien ha reseñado que “a falta de algunos ingresos correspondientes a la venta de camisetas” confeccionadas para la obtención de fondos, del total de lo recaudado, 12.000 euros han sido fruto de lo obtenido en el torneo de golf celebrado en Pedrajas para este fin.

Santa Clotilde ha querido agradecer el apoyo de los donantes así como de los medios de comunicación sorianos que han logrado sumar esfuerzos para responder ante esta causa solidaria.

En cuanto a la situación actual de las zonas devastadas, continúan las labores de respuesta a la emergencia, a la vez que comienzan las de recuperación y rehabilitación integral en las áreas afectadas por la tormenta más destructiva de la historia del país.

Con vientos de más 313 kilómetros por hora, el tifón –que tocó tierra el 8 de noviembre de 2013–, arrasó pueblos, ciudades y sus infraestructuras. Se estima que 6.201 personas murieron en la tormenta y 1.785 todavía están registradas como desaparecidas, según los últimos datos publicados por la Oficina de Acción Humanitaria de Naciones Unidas (OCHA).

Las zonas más afectadas han sido Palawan, Aklan, Antique, Capiz, Ilo-ilo, Cebu, Samar Este y Leyte, en el archipiélago central de Filipinas (Visayas). Los datos más relevantes suministrados por los organismos gubernamentales filipinos subrayan un panorama desolador: unas 3.424.600 familias (16.078.181 personas) se vieron afectadas y otras 890.895 (más de 4 millones de personas) tuvieron que desplazarse a otras regiones del país. Además, los fuertes vientos y las lluvias dejaron 550.928 viviendas totalmente destruidas y 589.404 parcialmente dañadas.

Galería

FILIPINAS_ok
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información