Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook Youtube
Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
Alertan sobre el daño visual por el abuso de los dispositivos digitales

Alertan sobre el daño visual por el abuso de los dispositivos digitales

CAPITAL
Actualizado 28/12/2016 10:02

Los ópticos-optometristas de Soria recuerdan que el uso excesivo de estos aparatos incrementa las alteraciones visuales en la infancia.

Con la llegada de la Navidad, los más pequeños incluyen en su lista de regalos diferentes dispositivos electrónicos, como tabletas, teléfonos móviles o e-books. Al respecto, en el Colegio de Ópticos-Optometristas de Castilla y León han querido recordar que el abuso de este tipo de aparatos, en especial en edades tempranas, puede incrementar las alteraciones visuales.

Según un informe del Instituto Nacional de Salud y Seguridad Laboral de los Estados Unidos, el 90% de las personas que pasan más de tres horas al día utilizando dispositivos electrónicos desarrollarán el síndrome de fatiga visual. Un daño que es aún mayor entre los más jóvenes, hasta el punto que en 2020, "más del 30% de niños y adolescentes serán miopes debido al abuso de estas tecnologías".

La secretaria general de COOCYL (Colegio de Ópticos Optometristas de Castilla y León), Ana Belén Cisneros, ha explicado que las pantallas de las tabletas y teléfonos móviles emiten luz azul, "y un exceso de la misma antes de dormir es perjudicial". De hecho, según algunos estudios, se ha demostrado que influye en el sueño de los más pequeños porque puede provocar insomnio si a la hora de dormir leen con una tableta. "Es importante que los padres supervisen el tiempo que un niño pasa en un ordenador o con una tableta para asegurarse que realiza los descansos oportunos", ha subrayado Cisneros.

Un aspecto que hay que tener en cuenta es que los niños no tienen el mismo tamaño que los adultos y necesitan que se adapten los lugares donde se usa el ordenador para mantener un correcto ángulo de visión de la pantalla. "Si un niño tiene dificultades para alcanzar el teclado o colocar los pies cómodamente en el suelo, pueden experimentar dolores de cuello, hombros o de espalda", ha reconocdio la secretaria general de COOCYL.

Asimismo, Cisneros ha asegurado que es muy importante racionar el uso de móviles y tabletas a los niños: "Debería de estar regulado y reducido hasta los 12 años y a partir de esa edad, poner unos tiempos máximos de uso y distribuirlo a lo largo del día haciéndolo coincidir con los mejores horarios", ha insistido.

El delegado de COOCYL en Soria, Pablo E. Jiménez Modrego, cree que el uso de teléfonos móviles de manera prolongada obliga a los jóvenes a fijar la vista a una distancia corta, lo que provoca un mayor esfuerzo de acomodación y convergencia, "que puede provocar diferentes síntomas de cansancio visual o cefaleas, que pueden acelerar un aumento de la miopía". El profesional soriano ha incidido en que las pantallas de ordenador, al estar más alejadas, "no provocan tanta sintomatología, pero hay que intentar que no estén más de dos horas al día, y hacer descansos regulares, así como mirar lejos".

Jiménez ha relatado que las pantallas no deben de tener brillo ni contraste máximos y usarlos entre 30 y 40 centímetros, con luz ambiental, "y eliminando los reflejos".

Consejos para una correcta lectura electrónica

En el colegio de profesionales han desgrando una serie de consejos para una correcta lectura y visualización de los dispositivos electrónicos. En primer lugar han apuntado que es preciso efectuar descansos cada cierto tiempo. Con una pausa de cinco minutos por cada hora de lectura será suficiente.

También han recomendado que es necesario parpadear, porque debido a la concentración este gesto se lleva a cabo con una frecuencia mucho menos de lo normal. Si la repetición media del parpadeo es de 20 veces por minuto, cuando se fija la visión, se suele hacer sólo cinco veces cada 60 segundos.

Otro de los consejos pasa por ajustar el brillo y contraste de la pantalla para que esté en consonancia con la iluminación de la zona de trabajo.

Y no menos importante es mantener el monitor de ordenador a unos 60 centímetros de distancia, y ligeramente por debajo del nivel de los ojos. En el caso de los niños, adaptarlo a su tamaño.

Comentarios...
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información