Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook Youtube
Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
Cristina Mateo, chef de Hotel Antonio, campeona del pincho medieval de Almazán

Cristina Mateo, chef de Hotel Antonio, campeona del pincho medieval de Almazán

ALMAZáN
Actualizado 27/02/2018 10:55

La cocinera vence, en un concurso de gran nivel culinario, con su 'Desayuno Tardío', un trampantojo que simula un café con tostadas, pero con ‘mantequilla’ hecha a base de un fino puré de garbanzos, ‘mermelada’ de manitas de cerdo y un ‘café con leche’ de consomé.

Cristina Mateo, cocinera del Hotel Antonio, ha sido elegida como mejor chef medieval 2018 en el concurso de pinchos y tapas medievales que organiza cada año el Ayuntamiento de Almazán, en colaboración con la Red de Ciudades y Villas Medievales.

Después de XV Ediciones, el concurso de pinchos medievales adnamantino se ha convertido en un clásico de la gastronomía soriana, y son muchos los turistas y vecinos provinciales y regionales que llegan a las dos orillas del Duero en Almazán para degustar las delicias culinarias de los chefs locales. “Cada año, nuestro concurso ha crecido en participación y calidad gastronómica, pero sinceramente creo que esta edición ha sido excelente en cuanto a sabor, presentación, y magnífica representación de nuestra cocina de todos y cada uno de los pinchos presentados a concurso”, valora José Antonio De Miguel, alcalde de la villa soriana.

Hotel Antonio, decano

Cristina Mateo repite como ganadora, después de haber triunfado también en 2017 en este mismo concurso. Este año, se ha impuesto con un 'Desayuno tardío', hecho con tostada de pan negro y mantequilla de garbanzos. En los meses previos al concurso, la cocinera del Hotel Antonio, el decano de Almazán, ideó una tapa a la que su nombre define con perfección.

Con una presentación original, la gracia está en que lo que aparenta ser un buen desayuno, es en realidad un excelente aperitivo. Sobre una base de pan negro de Almazán, la cocinera propone untar una deliciosa “mantequilla” hecha de puré de garbanzos, en original combinación y con receta creada para la ocasión por la cocinera. Igualmente la mermelada está cocinada con manitas de cerdo deshuesadas y aderezadas para simular ser confitura de frambuesa. Por último, “el café con leche”, es un suculento consomé que, bien calentito, ayudó con el frío que ha hecho en Almazán durante los días del concurso, que siempre se hace coincidir con la celebración del carnaval.

“Feliz”

La cocinera está “feliz” con un triunfo que ha trabajado mucho para lograr. “Hay que innovar para llamar la atención del público, despertar su curiosidad y que la gente venga a probar la tapa cada año con más expectación”, cuenta. Según Cristina, a lo largo de los dos fines de semana en los que se convocó el concurso, “salió mucha gente” en la que ya es “una tradición gastronómica local”. En el concurso participaron un total de doce bares y restaurantes de la villa, con una selección gastronómica magnífica, combinación de tradición local y de innovación.

Comentarios...
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información