Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook Youtube
Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
Junta y Diputación colaboran en el campo de voluntariado de arqueología que se desarrolla en Numancia

Junta y Diputación colaboran en el campo de voluntariado de arqueología que se desarrolla en Numancia

PROVINCIA
Actualizado 13/08/2019 17:11

18 jóvenes procedentes de diversas comunidades autónomas participan durante quince días en este campo, convocado y financiado por el Gobierno regional y organizado por la institución provincial.

El delegado territorial, Manuel López, y el presidente de la Diputación Provincial de Soria, Benito Serrano, han visitado esta mañana, en el yacimiento de Numancia (Garray), a los 18 jóvenes que participan en el campo de voluntariado ‘Arqueología en Soria’, organizado por la Diputación y convocado por la Junta de Castilla y León dentro del programa ‘Campos de voluntariado juvenil en Castila y León 2019’. También han asistido la alcaldesa de Garray, María José Jiménez, la directora del Museo Numantino (institución de la que depende el yacimiento), Marian Arlegui, y la arqueóloga territorial, Elena Heras.

Este campo de voluntariado, que se celebra del 1 al 15 agosto, está dirigido a jóvenes de Castilla y León y resto del territorio nacional, con edades comprendidas entre los 18 y los 30 años, y con interés en tareas arqueológicas. Los jóvenes que participan proceden de Castilla y León, La Rioja, Castilla - La Mancha, Canarias, Valencia y Cantabria.

La actividad principal del campo de voluntariado, de la modalidad arqueológica, es la de ayuda en las excavaciones de la manzana XXIV del yacimiento de Garray, que dirige el profesor Alfredo Jimeno, para la investigación de la estructura urbana de la ciudad celtibérica, su sistema constructivo y los niveles estratigráficos. En concreto los trabajos arqueológicos planteados en este tipo de actividades son de naturaleza sencilla, aptos para cualquier tipo de voluntario con una formación media: limpieza de áreas (desbroce, excavación superficial para la delimitación de estructuras), desescombro de zonas de derrumbe de estructuras y sondeos superficiales para obtener información de cara a la realización de futuras intervenciones. Todo el trabajo es tutelado y supervisado por un equipo de arqueólogos profesionales.

Los jóvenes se alojan en la Residencia Juvenil ‘Antonio Machado’ de la Junta de Castilla y León en Soria, que realiza funciones de albergue juvenil y pertenece a la Red de Instalaciones Juveniles de Castilla y León. En esta residencia también se alberga parte del equipo científico de Numancia.

Las actividades principales de este campo de voluntariado se desarrollan en horario de 9.00 a 14.00 horas, de lunes a viernes, durante todo el transcurso del campo. Las actividades complementarias de tiempo libre se realizan todos los días en horario de tarde y de noche y todo el fin de semana, programándose actividades y visitas culturales tales como: yincana en la ciudad de Soria, iniciación al ‘geocaching’, excursiones a San Saturio, Cuevas de Soria (villa romana La Dehesa) o Morón de Almazán (Museo provincial del Traje popular de Soria), actividad de turismo activo (parque de cuerdas), juegos y talleres de animación, actividades culturales en Garray y en Soria, ruta de Machado, noche de Bécquer, visita a Playa Pita, visitas culturales a El Burgo de Osma, Almazán y la ruta Ribera del Duero.

Campos de voluntariado juvenil

Los campos de voluntariado juvenil (antes conocidos como campos de trabajo) constituyen una actividad en la que un grupo de jóvenes se comprometen, de forma voluntaria y desinteresada, a desarrollar un proyecto de trabajo de proyección social e interés general en beneficio de la comunidad, y a participar en actividades complementarias de tipo formativo, cultural o de ocio, durante un tiempo determinado.

Estas actividades fomentan la solidaridad, participación, tolerancia, convivencia y desarrollo personal de los jóvenes, siendo por tanto actividades juveniles de tiempo libre y también de voluntariado. Tienen asimismo una dimensión intercultural.

Las modalidades de los campos pueden ser arqueológicas, medioambientales, educación social, de restauración, trabajo con niños, etc. Hay de dos tipos, los dirigidos a jóvenes mayores de edad, de 18 a 30 años, como es el caso del que se celebra en Garray, y los destinados a jóvenes menores, con edades comprendidas entre 16 y 17 años.

Cada campo de voluntariado se organiza en turnos de 15 días con una oferta de 22 plazas por turno, con un coste de 90 euros para el participante, que incluyen los gastos de manutención y alojamiento durante la realización del campo de trabajo, así como la suscripción de un seguro. El importe que abona la Junta de Castilla y León por cada turno es de 9.000 euros.

A los participantes se les expide un certificado de participación y, a mayores, algunos campos de trabajo específicos, como los arqueológicos, también expiden certificados específicos para estudiantes e interesados en la materia.

Comentarios...