Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook Youtube
Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
Un reformateado Numancia B, con un atrevido Ayuso al mando, espera dar “tardes de gloria” a la Ciudad del Fútbol

Un reformateado Numancia B, con un atrevido Ayuso al mando, espera dar “tardes de gloria” a la Ciudad del Fútbol

DEPORTES
Actualizado 23/08/2019 13:46
Bernat Díez

El filial rojillo pasa página, dejando a un lado lo completado fenomenalmente por Huerta el 'día de ayer'. Para este curso, el nuevo míster del segundo equipo del club, otro que se cubrió de fama con la Liga del DH (2018-19), propone “llevar la iniciativa del juego y meterle mucho ritmo a los partidos”. Mañana, arranca la ‘era Ayuso’ ante el Burgos Promesas (18:15h).

Nuevo ciclo en la Ciudad del Fútbol. Gira la rueda. El salto de José Alejandro, del filial al primer equipo, ha repercutido sobre Pablo Ayuso, que abandona el banquillo del División de Honor para tomar posesión del nuevo Numancia B 2019-20. Mañana, a las 18:15 horas, se acometerá el estreno del joven técnico soriano en el Grupo VIII de Tercera división. El Burgos Promesas inaugura la ‘era Ayuso’.

En verano, tres movimientos claves en la base numantina: Huerta pasó a ser el segundo de Luis Carrión en el primer equipo; Ayuso sustituyó a José Alejandro en el banquillo del filial; y Valero cerró esa renovación total, aceptando el banquillo del Numancia Juvenil, al que Pablo Ayuso le dio la Liga en el Grupo II de División de Honor (2018-19). Pablo Ayuso afronta “con mucha ilusión” tal oportunidad porque “llevo 10 años en el club y es importante tener un reto nuevo, también emocionante, en una categoría nueva en la que nunca he entrenado”. El nuevo míster del Numancia B trabajará con Dani Lagunas, David Ramos, ‘Korrus’, y Carlos Ortega, quienes forman su cuerpo técnico.

El nuevo Numancia B de Pablo Ayuso tiene ante sí la difícil papeleta de ‘enterrar’ el anterior proyecto de Huerta, una etapa finiquitada con un cuarto puesto en la fase regular, 80 puntazos (cifra demoledora) y unos juegos promocionales que a punto estuvieron de desembocar en Segunda B. “El año pasado fue un año muy bueno para las categorías del fútbol base, pero creo que ahora hay que hacer borrón y cuenta nueva para centrarnos en lo que viene”, apunta Ayuso, quien descarta lo de “hacer comparativas”. Se trata de “dos contextos muy distintos”.

Respecto a la pasada campaña, el reto del Numancia B “es distinto”. Genera “expectativas distintas”. Ayuso maneja un plantel “muy joven”, con jugadores que “a largo plazo pueden aportarle mucho al club”, puntualiza el míster soriano. Este filial, a cargo de Ayuso, “tiene margen de mejora y progresará muchísimo”, a pesar de que “a día de hoy, el objetivo no es, ¡para nada!, el pelear por los puestos de arriba. Nuestro objetivo es mejorar y formar a estos jugadores para que lleguen al primer equipo”, desvela. Espera dar “muchas tardes de gloria a la Ciudad Deportiva”, explica. Se cura en salud, pues “queda mucho trabajo por delante para hacer lo que hacía el filial el año pasado”, avisa.

En un “bloque muy nuevo”, la media de edad de la renovada plantilla no supera los 20 años. El filial ‘ficha’ a cinco jugadores del DH, seis jugadores del pasado Numancia B (Sub-23) se mantienen y aterrizan nueve incorporaciones. Abel Conejo y Juan de la Mata, dos de los nuevos cromos, ya la mueven con gusto y arte en una medular de la que se ha caído Ander Vidorreta. Silva, Cámara, Moha, Ceínos, Óscar de Frutos están llamados a ser futbolistas que le den sentido a lo que quiere plasmar el nuevo técnico. Alí, procedente del Logroñés, y Ebri, la perla negra que esta temporada se pulirá en Tercera, le dan al filial un aire cargado de electricidad. Ayuso alega que “es todo muy nuevo y hay que ver si con el tiempo podemos volver a disfrutar de unos play-off en Soria”.

Desarrollarán “un estilo propio de juego”. Ayuso confirma que “como siempre”, porque “esa es mi idea”, el Numancia B será “un equipo valiente, capaz de llevar la iniciativa del juego”. Como filial, el bloque rojillo deberá “meterle mucho ritmo a los partidos, ya que en Tercera muchos equipos intentarán bajar ese ritmo y nosotros tenemos que ser capaces de que se juegue el mayor tiempo posible y a la mayor velocidad”. Estipula que el Numancia B propondrá a través del esférico, “con mecanismos similares a los del primer equipo para que el día de mañana, si suben, sepan interpretar lo que Carrión les pide”, narra Ayuso sobre “el buen trabajo de club”.

Numancia B-Burgos Promesas, toque de queda

El proyecto de Ayuso se activa este sábado ante el Burgos Promesas, “un hueso duro”, en la Ciudad del Fútbol. El Numancia B regresa a su santuario soriano, donde acumula 19 encuentros sin conceder derrotas. Lleva un año y cuatro meses registrando puntos en casa. La racha podría proseguir en el inicio de la competición regular. Debut en Soria, en la que por ahora no fluyen las derrotas para el filial. “Ojalá podamos mantener esa racha en casa, encajando muy pocos goles y sumando todos los puntos en Soria”, comenta Ayuso, quien aboga por “ser fuertes en casa para que aquí se nos escapen pocos puntos”.

Sobre el nivel del Grupo VIII de Tercera división, Ayuso ha empezado a preparar la materia. “Es una competición muy exigente y dura, de 21 equipos. Estamos hablando de 42 jornadas; se va a hacer largo”, valora Ayuso sobre esa sección castellana y leonesa, con un nivel muy alto”. La Gimnástica Segoviana, el Cristo Atlético, el Zamora, la Arandina o el Astorga, los temidos por Pablo Ayuso. Además, se incrementa el número de filiales (4) en la categoría de bronce: Mirandés B, Salamanca B, Júpiter Leonés y el mismo Numancia B. Para su conjunto, Ayuso prevé “una competición igualada con partidos muy distintos”.

Comentarios...