Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook Youtube
Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
Los habitantes de Nieva de Calderuela ocultan las campanas de la iglesia por miedo a los robos

Los habitantes de Nieva de Calderuela ocultan las campanas de la iglesia por miedo a los robos

PROVINCIA
Actualizado 11/01/2013

Nieva de Calderuela es un pequeñísimo pueblo de Soria, a los pies de la fría sierra del Almuerzo, que prácticamente está deshabitado. Suele tener cinco vecinos que no residen allí todo el año, por eso la gestión de la villa la lleva un municipio mayor, Arancón, que aglutina a 101 habitantes que viven en seis entidades locales (una de ellas Nieva).

Sus escasos habitantes decidieron ya hace tiempo, ante el incremento de robos en las zonas rurales, proteger el único tesoro de importancia que les quedaba: las dos campanas de la iglesia de Nieva. Una pesa 147 kilos y fue fundida en 1660; la otra es de 107 kilos y data de 1889. "Son de bronce y están protegidas a buen recaudo. No diremos dónde, para no dar pistas a lo ladrones", señala Gregorio García, alcalde de Arancón. Raúl Beltrán, presidente del Consejo Nacional del Guarderío (un cuerpo de guardias de campo regulado desde 1849), fue uno de los testigos del traslado de las campanas a lugar seguro gracias a la "ayuda de la pala de un tractor".

"El temor está fundado. Se han incrementado mucho los robos en el medio rural. No solo en casas e instalaciones agrícolas, sino también en ermitas, y últimamente se sustraen muchas herramientas y aperos, que luego se venden al peso como chatarra", explica Beltrán.

Comentarios...