Disponible en
Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook Google+
Compartir:

CAPITAL

El CSI-F valora que un reciente fallo del TSJ no desdiga la nulidad de la productividad del interventor

Actualizado 11/01/2013

El sindicato CSI-F considera que el reciente fallo de 21 de diciembre de la Sala de lo Contencioso Administrativo del TSJ de Castilla y León, que obliga al Ayuntamiento a devolver el dinero que estaba reteniendo al interventor José Luis López, por el pago de unas productividades que el Juzgado anuló, no afecta para nada al fondo de la cuestión, como es que el complemento de productividad acordado por el equipo de gobierno era ilegal.

Así lo considera la presidenta provincial de CSI-F, Reyes Martínez, tras analizar el fallo de la estimación del recurso de apelación. Nosotros, ya lo dijimos en su día, no teníamos nada contra el interventor, a nivel personal. El sindicato, lo único que quería, al acudir a los tribunales, era dejar claro que las productividades que se estaban pagando al interventor eran ilegales. Lo que queríamos denunciar es que estábamos en contra de una práctica, la de pagar productividades, que generaban agravios comparativos entre los trabajadores del Ayuntamiento. Una práctica que estaba generando mucho malestar entre los trabajadores, y que había que cortar, explica Martínez.

Esta sentencia no desdice los fallos anteriores, que reconocían la ilegalidad del complemento de productividad que cobraba el interventor; y en este sentido, valoramos positivamente esta última decisión del Tribunal Superior de Justicia, añade Martínez.

Nosotros no entramos en el detalle de si el interventor tiene o no que devolver el dinero cobrado por aquel complemento de productividad, que se dejó de abonar. Ni tampoco si el juez acertó o no en la manera de exigir la devolución. El sindicato CSI-F, lo que quiere, es evitar que el Ayuntamiento pague productividades, porque es una práctica injusta con el conjunto de los trabajadores del Ayuntamiento. Esto es lo único realmente importante, y lo que vamos a seguir persiguiendo. El reconocimiento, por parte de los tribunales, de que aquella productividad que cobraba el interventor no era legal, es lo que importante para nuestra acción sindical.

Como se recordará, el equipo de gobierno municipal acordó dar un complemento de productividad mensual al interventor, algo que generó mucha polémica y llevó al CSI-F a llevar esa productividad a los tribunales, que anularon ese acuerdo que concedía la productividad. Luego, un fallo posterior instó al Ayuntamiento a retener un dinero mensual de la nómina, para que el interventor compensara el dinero que había recibido de esa productividad considerada ilegal. De hecho, ya se la habían retenido unos 33.000 euros, de los más de 40.000 cobrados por esas productividades. Disconforme con la decisión, el interventor ha conseguido que el TSJ haya admitido un recurso de apelación, respecto a la devolución del dinero.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información