Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook Youtube
Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
Gran acogida del público en las IV Charlas Taurinas del Hotel La Barrosa en Abejar

Gran acogida del público en las IV Charlas Taurinas del Hotel La Barrosa en Abejar

PROVINCIA
Actualizado 30/11/2013 21:47

Rafa Camino y Rubén Sanz protagonizan un interesante mano a mano que hace abarrotar los salones del establecimiento pinariego.

Las IV Charlas Taurinas de Hotel La Barrosa de Abejar, han congregado en la tarde de este sábado a un buen número de aficionados taurinos para escuchar a los matadores Rafa Camino y Rubén Sanz. A última hora se cayeron del cartel Ángela y Julio Aparicio, lo cual no ha sido impedimento para que el mundo del toro y del toreo quedasen en lo más alto en la tarde de Abejar.

En la tertulia, moderada por el periodista Raúl Alonso, el madrileño ha repasado su trayectoria reconociendo que sin el apoyo de su padre Paco Camino, no habría podido ser torero, en un arranque antes del doctorado en el que "con mi amigo 'El Litri' toreamos 125 novilladas", si bien ya de matadores "nos distanciamos un poco". Camino ha confesado también que "no es fácil" llevar este apellido "porque es ahí cuando más te exigen".

Por su parte Rubén Sanz ha incidido en que que además de torero es aficionado, algo de lo que "ahora no se presume, pero hay que estar orgulloso de ser taurino, es una fiesta bonita, y quiero que me respeten".

En cuanto a la fiesta, Camino ha observado que el sector no está atravesando su mejor momento, ya que "los empresarios no arriesgan y es normal, por la crisis que vivimos" teniendo en cuenta que un buen cartel "vale mucho dinero". También ha admitido que hoy en día "no es que se haga mejor toreo, sino que ahora es más técnico, más depurado". El diestro ha traído a la memoria una tarde en la Maestranza sevillana con Curro Romero, en un cartel en el que también estaba El Litri en una tarde en la que "colgamos el cartel de no hay billetes, corté dos orejas y eso se me quedó grabado".

Las anécdotas han sido la tónica de la velada abejareña. Recuerdos en los que han aparecido episodios como el debut del de Madrid en el albero sevillano con un toro de Torrestrella y donde tuvo la suerte de contar con su padre, algo que no ocurre con el matador de Soria, por lo que ha alabado su éxito. Sanz, por su parte, ha recogido el brindis diciendo que "aunque me dé contra un muro, yo voy a seguir intentándolo y quiero seguir siendo torero".
Comentarios...
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información