Disponible en
Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook Google+
Compartir:

CAPITAL

Identifican a un vecino de Zaragoza como presunto autor de un delito de estafa por internet en Soria

Actualizado 06/06/2012

Agentes de la Brigada Provincial de Policia Judicial de la comisaría del Cuerpo Nacional de Policía de Soria identificaron a F.J.G.A., de 37 años y vecino de Zaragoza, como presunto autor de un delito de estafa al ser intermediario en una transferencia bancaria ilícita, de 1.238 euros, denunciada el pasado mes de abril por un vecino de esta ciudad.

Este tipo de estafas, cometidos a través de Internet, son conocidos como SCAM. Se ejecutan en tres fases. La primera de ellas consistiría en la captación de 'intermediarios', generalmente realizada a través de Internet, donde aparecen ofertas de trabajo para captar a terceras personas que quieran ganar gran cantidad de dinero, de forma fácil y rápida, empleando un reducido número de horas y desde su propia casa abriendo o utilizando sus cuentas bancarias. Tras captar un amplio numero de intermediarios, comienza la segunda fase, que consistiría en la utilización de diversos procedimientos para obtener las claves de usuario de banca on line de las víctimas.

Una vez que los ciberdelincuentes han conseguido las claves de usuario de banca on line de alguna persona, comenzaría la tercera fase consistente en realizar transferencias de fondos, sin el consentimiento de los titulares legítimos, desde las cuentas bancarias de estos hasta la cuentas de los intermediarios.

Efectuado el ingreso de los fondos en dichas cuentas, estos intermediarios reciben órdenes de los ciberdelincuentes, generalmente mediante correos, para que extraigan de sus cuentas el dinero transferido y lo remitan a otras personas vía empresas de envío rápido de dinero. Este dinero acaba frecuentemente en los países del Este.

El intermediario gana una comisión que suele ser del 5 o del 10 por ciento de la cantidad transferida inicialmente a su cuenta. En el caso que nos ocupa, los agentes de la comisaría de Soria lograron la identificación del intermediario que recibió, en su cuenta bancaria, el dinero transferido del denunciante y, tras extraerlo de la misma, lo remitió a una persona a Ucrania tras descontar su comisión.

Gracias a la investigación, los funcionarios de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Soria pudieron descubrir que este intermediario había recibido otra transferencia, esta vez de 2.880 euros, de un ciudadano de Sevilla, por el mismo procedimiento, y que volvió a remitir a otra persona de ese país del Este.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información