Disponible en
Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook Google+
Compartir:

CAPITAL

USO critica las vacantes laborales que mantiene el Ayuntamiento y denuncia la decisión de suprimir el seguro médico privado

Actualizado 26/12/2012

El sindicato USO se muestra contrario al RPT (Relación de Puestos de Trabajo) que presenta el equipo de gobierno del Ayuntamiento de Soria, y critica la deliberada política de freno a los procesos de convocatorias públicas de empleo. Un freno a las ofertas de empleo que, según USO, es una estrategia puesta en marcha por el actual equipo de gobierno municipal socialista, desde mucho antes de que el gobierno central del PP impusiera la limitación de las ofertas de empleo en la administración.

El pasado viernes 21 de diciembre se celebró una Comisión Paritaria del Personal funcionario y laboral del Ayuntamiento de Soria. Los puntos fundamentales que se trataron fueron la aprobación de los nuevos calendarios de trabajo adaptados a las 37,30 horas semanales, así como la Relación de Puestos de Trabajo, RPT, que debe acompañar a los presupuestos municipales para el año próximo.

Para la USO, no es de recibo que se acumulen 66 vacantes de funcionarios y 71 de puestos de trabajo de personal laboral en el Ayuntamiento de la capital. Respecto al personal funcionario, 31 de esas plazas están cubiertas por interinos o de manera provisional, ascendiendo a 17 en el caso del personal laboral.

USO insistió en que es necesario priorizar concursos generales de promoción interna que permitan la carrera administrativa, que en muchos casos se tapona a cuenta de contratos temporales e interinidades que se prolongan en el tiempo, y que son una fórmula más de precarización general del empleo en el Ayuntamiento de Soria.

El sindicato advirtió de que la constante alusión a la "línea roja del empleo", a la que alude el equipo de gobierno, tiene más que ver su interés por meter en el mismo saco todo el empleo del Ayuntamiento, preservando así un buen número de plazas de las que han venido a conformar su particular administración paralela, en alusión a los puestos de confianza del equipo de gobierno municipal de Carlos Martínez, algo sobre lo que USO ha propuesto abrir un debate, para fijar las necesidades administrativas reales de la ciudad, que deben servir siempre a los intereses generales de la ciudadanía, con independencia de quien gobierne.

Para la USO, la maquinaria administrativa a su medida que este gobierno municipal de gobierno ha puesto en marcha, puede estar más al servicio de sus políticas, que pueden tener mucho que ver con otros intereses económicos y de poder y que corren a cuenta del bolsillo de todos los ciudadanos, que al interés general real de la propia ciudad de Soria.

Son muchos los empleados públicos que, desde el hartazgo, empiezan a cuestionarse si deben ser paganos del sobrecoste que suponen estas políticas de personal, que amen del recurso a la libre designación, más habitual, incluye a no pocos empleados, generalmente encuadrados en los grupos A y B, en una coyuntura que parece justificar poco determinadas asignaciones de responsabilidad, añade USO.

Todo ello, añade USO, mientras se premia a sólo algunos en detrimento de la mayoría. Ejemplos recientes son el mantenimiento de productividades, mientras se rompen acuerdos de servicios extraordinarios como el de las fiestas de San Juan, se incrementan en casi 9.000 euros determinados complementos específicos, o se apuñala por la espalda al personal municipal, cuando se liquida con nocturnidad y alevosía, el sistema sanitario del personal proveniente de MUNPAL.

SUPRESIÓN DEL SEGURO PRIVADO

En este sentido, USO lamenta las formas autoritarias con la que el equipo de gobierno municipal ha resuelto suprimir la atención sanitaria privada, procedente del antiguo MUNPAL, que tenían hasta ahora la tercera parte de los empleados municipales. USO lamenta la falta de diálogo y la escasa voluntad de acuerdo, insistiendo en que el equipo de gobierno tenía que haber trasladado antes a los trabajadores la intención de suprimir esa atención médica privada, que se considera un derecho adquirido hace muchos años.

Si el equipo municipal de gobierno socialista quiere de verdad, apostar por lo público y por el empleo público, no parece muy difícil asumir las reiteradas propuestas de la USO sobre la recuperación de servicios netamente públicos, como son por lo menos, los de aguas y tratamiento de residuos. Propuesta a la que se abona hoy alguna confederación sindical, que aprovecha la ocasión para elogiar a este equipo de gobierno y denunciar de paso las políticas de abandono de la Junta, afirma USO.

USO recuerda a la concejal de Personal, Rosa Romero, el malestar provocado por calificar como privilegio que el personal funcionario proveniente de MUNPAL mantuviera, de acuerdo a lo dispuesto en el RDL 480/93, la asistencia sanitaria por medio de un seguro médico, situación que en Soria es extensiva a casi 7000 beneficiarios de las distintas mutualidades de funcionarios. Esta organización sindical no descarta realizar nuevas convocatorias de protestas, contra la supresión del seguro médico.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información