Volver Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
Mañueco: "La unión hace crecer nuestra confianza en que vamos a superar toda dificultad"
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en WhatsApp

Mañueco: "La unión hace crecer nuestra confianza en que vamos a superar toda dificultad"

CASTILLA Y LEóN
Actualizado 21/06/2020 10:37
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en WhatsApp

En una declaración institucional con motivo del fin del estado de alarma, el presidente de la Junta de Castilla y León ha realizado un llamamiento a la responsabilidad individual y colectiva para afrontar esta nueva etapa.

El presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco, ha realizado hoy una declaración con motivo del fin del estado de alarma en la que ha querido agradecer la colaboración y la solidaridad de las instituciones de la Comunidad, sus entidades locales, su tejido empresarial, sus organizaciones sindicales y su fuerte sociedad civil a lo largo de los más de tres meses en los que se ha prolongado esta situación.

Ante la nueva etapa en la desescalada que comienza ahora, el presidente ha animado a seguir siendo prudentes “porque el virus sigue entre nosotros”, por lo que no se debe bajar la guardia en esta transición hacia la normalidad que conllevará nuevos hábitos y nuevas normas para reducir riesgos y aumentar la seguridad.

Tras recordar que el virus ha provocado mucho sufrimiento a todos aquellos que han perdido seres queridos, ha señalado que también ha afectado de lleno a la vida de todas las personas, poniendo a prueba los sistemas de salud y de protección social, que en ambos casos han estado a la altura.

A partir de este momento, Fernández Mañueco ha asegurado que Castilla y León va a estar a la altura, y que la Junta liderará este proceso con iniciativa y anticipación. Así, ha explicado que se acaba de poner en marcha un plan de transición a la normalidad dirigido a garantizar la seguridad sanitaria y contribuir, así, a la recuperación económica y social.

También ha garantizado que el sistema de salud de Castilla y León está preparado para responder en los hospitales, en los centros de salud y en los consultorios locales, para lo que seguirá siendo esencial “mantener el control y la vigilancia del virus, y un protocolo de rastreo que nos permita actuar rápidamente”.

Además, ha puesto en valor la unidad existente en Castilla y León, donde acaba de suscribirse un pacto para la recuperación económica, el empleo y la cohesión social en Castilla y León, que servirá para “avanzar con la fuerza, la certeza, la confianza, el optimismo, la estabilidad y la esperanza que nos da la concordia”. Se trata de un acuerdo político, ha señalado, pero abierto a toda la sociedad para enriquecerlo, que constituye en sí mismo “un ejemplo para el conjunto de España. Un impulso al futuro basado en el diálogo y en el entendimiento frente a la confrontación estéril”.

Con este acuerdo se traza el camino hacia la recuperación, pero también hacia la sostenibilidad, la modernización, la transformación digital y la calidad de los servicios públicos: en educación, sanidad, servicios sociales…

Durante esta declaración institucional, Fernández Mañueco ha recordado que miles de personas se han visto afectadas en sus empleos, en sus negocios y en sus proyectos de vida, por lo que ayudarlas a salir adelante es la gran prioridad de la Junta de Castilla y León a través de una recuperación justa, cohesionada y equilibrada en el conjunto de la Comunidad.

Por último, el presidente ha afirmado que el rasgo básico de la nueva etapa no debe ser una mayor relajación, sino una mayor conciencia, por lo que está en mano de cada uno contribuir al éxito de esta nueva etapa. Por ello, ha vuelto a realizar un llamamiento a la responsabilidad individual y colectiva del conjunto de la sociedad castellana y leonesa.

Declaración institucional del presidente de la Junta de Castilla y León con motivo del fin del estado de alarma, 21 de junio de 2020

Buenos días a todos. Hoy superamos el estado de alarma por la epidemia del coronavirus.

Quiero agradecer el compromiso y la entrega de todas las personas de Castilla y León.

Quiero agradecer la colaboración, la solidaridad y el buen sentido de las instituciones de la Comunidad, sus entidades locales, su tejido empresarial, sus organizaciones sindicales y su fuerte sociedad civil.

El esfuerzo de todos ha sido ingente, y podemos estar orgullosos. Especialmente de los que trabajan en servicios esenciales.

Comenzamos una nueva etapa en la desescalada con la obligación de ser prudentes, porque el virus sigue entre nosotros, y hacer el máximo esfuerzo en la recuperación económica.

Vencer al COVID19 y proteger a las personas es el objetivo principal.

Debemos estar en guardia en esta transición hacia la normalidad con nuevos hábitos y nuevas normas para reducir riesgos y aumentar la seguridad.

Hemos atravesado unos meses de gran incertidumbre y dolor. Cada una de las víctimas están en nuestro corazón y sentimos como propio el sufrimiento de sus familiares.

El virus ha afectado de lleno nuestras vidas y ha puesto a prueba los sistemas de salud y de protección social que en ambos casos han estado a la altura.

Ahora es tiempo de dar un paso más. Avanzamos en la normalización de nuestras vidas, conscientes de que el desafío del virus sigue ahí. Y vamos a dar la talla.

Todas las personas de Castilla y León vamos a estar a la altura, y la Junta liderará este proceso con iniciativa y anticipación.

Hemos puesto en marcha un plan de transición a la normalidad dirigido a garantizar la seguridad sanitaria y contribuir, así, a la recuperación económica y social.

Nuestro Sistema de Salud está preparado para responder en los hospitales, en los centros de salud y en los consultorios locales.

Es esencial mantener el control y la vigilancia del virus, y un protocolo de rastreo que nos permita actuar rápidamente.

Todos podemos contribuir al éxito de esta nueva etapa. Por eso, hoy vuelvo a hacer un llamamiento a la responsabilidad individual y colectiva.

Tenemos que perseverar en la distancia social y evitar aglomeraciones.

Hemos sido prudentes durante todo el proceso de desescalada y ahora estamos mejor preparados para afrontar esta nueva etapa.

El rasgo básico de la nueva etapa no debe ser una mayor relajación, sino una mayor conciencia.

Juntos somos mucho más fuertes. La unión hace crecer nuestra confianza en que vamos a superar toda dificultad.

Caminamos también de la mano de nuestras ciudades, de todos nuestros municipios, para recuperar nuestra vida cuanto antes.

Por eso es tan bueno que hayamos logrado, entre todos, un pacto para la recuperación económica, el empleo y la cohesión social en Castilla y León.

Un acuerdo para avanzar con la fuerza, la certeza, la confianza, el optimismo, la estabilidad y la esperanza que nos da la concordia.

Quiero agradecer su implicación a todos los grupos parlamentarios que se han sumado al pacto.

Un acuerdo político, sí, pero abierto a toda la sociedad para enriquecerlo.

Es un ejemplo para el conjunto de España. Un impulso al futuro basado en el diálogo y en el entendimiento frente a la confrontación estéril.

Hemos trazado el camino hacia la recuperación, pero también hacia la sostenibilidad, la modernización, la transformación digital y la calidad de los servicios públicos: en educación, sanidad, servicios sociales…

Sé que miles de personas se han visto afectadas en sus empleos, en sus negocios, en sus proyectos de vida.

Ayudarlas a salir adelante es, hoy, nuestra gran prioridad.

El objetivo es superar el COVID-19 y dar paso a una recuperación justa, cohesionada y equilibrada en Castilla y León.

Tenemos los elementos para lograrlo. Coraje, generosidad y prudencia. Lealtad y unidad. Experiencia y ánimo.

Desde mi gobierno, vamos a seguir trabajando sin descanso. Aglutinando esfuerzos para salir cuanto antes de la crisis y abrir un tiempo de esperanza.

Si nos mantenemos unidos y con fe en nuestras posibilidades, entre todos lo conseguiremos. Muchas gracias.

Comentarios...