Volver Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
Poetas de museo
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en WhatsApp

Poetas de museo

OPINIóN
Actualizado 09/04/2012
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en WhatsApp

¿Qué es un poeta,

y tu me lo preguntas?

Tu que le sacas punta

a las humildes cuartetas,

tu que calas y ahondas,

la espesura de la vida,

que ves en tu ojo la viga

y que a tu corazón sondas,

con cánulas inadvertidas.

Tu, que para este viaje,

buscaras el compromiso

por los alcores del Viso,

muy ligero de equipaje.

Bien por el museo que comienza,

pero es un vicio en la Meseta,

dar nombres con desverguenza

de quien se postula poeta,

en giratorio frontispicio.

Con menos arte que oficio.

Figurones, vates de cuerda,

de mojones y hojas secas,

con gay-trinar de cluecas,

de la derecha y la izquierda.

!Pero no está Julio Herrero!

en aquel mosaico artero.

Hombre-poeta, que a diario,

en décimas de relumbre,

sopesadas en azumbres,

nos legó su poemario.

Dijo Penélope a Telémaco,

al destejer lo enredado,

perdonad, como hizo ?Arévaco,

en olvido intencionado.

Perdonales, garbanceros,

de ?lo suyo? cancerberos,

fundidos y arracimados.

Dulzor del verso olvidado.

A ti,

?Que en junio como en enero

tendías tu mano franca?

tanto al amigo sincero,

como al que el corazón te arranca .

Es consabida la fábula;

que dijo una zorra a un busto.

¿Poetas? En Soria los justos;

incluyendo tres maestros punteros,

que nivelaron la bascula,

de oriundos y forasteros.

Cuando se enlaza ?una lista?

procurad que quepan todos,

pues si no os pondrán apodos,

olvidados y ...duelista.

¿Qué es un poeta,

y tu me lo preguntas?

Tu que le sacas punta

a las humildes cuartetas,

tu que calas y ahondas,

la espesura de la vida,

que ves en tu ojo la viga

y que a tu corazón sondas,

con cánulas inadvertidas.

Tu, que para este viaje,

buscaras el compromiso

por los alcores del Viso,

muy ligero de equipaje.

Bien por el museo que comienza,

pero es un vicio en la Meseta,

dar nombres con desverguenza

de quien se postula poeta,

en giratorio frontispicio.

Con menos arte que oficio.

Figurones, vates de cuerda,

de mojones y hojas secas,

con gay-trinar de cluecas,

de la derecha y la izquierda.

!Pero no está Julio Herrero!

en aquel mosaico artero.

Hombre-poeta, que a diario,

en décimas de relumbre,

sopesadas en azumbres,

nos legó su poemario.

Dijo Penélope a Telémaco,

al destejer lo enredado,

perdonad, como hizo ?Arévaco,

en olvido intencionado.

Perdonales, garbanceros,

de ?lo suyo? cancerberos,

fundidos y arracimados.

Dulzor del verso olvidado.

A ti,

?Que en junio como en enero

tendías tu mano franca?

tanto al amigo sincero,

como al que el corazón te arranca .

Es consabida la fábula;

que dijo una zorra a un busto.

¿Poetas? En Soria los justos;

incluyendo tres maestros punteros,

que nivelaron la bascula,

de oriundos y forasteros.

Cuando se enlaza ?una lista?

procurad que quepan todos,

pues si no os pondrán apodos,

olvidados y ...duelista.

Comentarios...