Ir a la versión móvil App para iOS App para Android en Google Play
Síguenos en twitter Estamos en Facebook Youtube
Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
Emiliano Revilla, una vida de compromiso

Emiliano Revilla, una vida de compromiso

REPORTAJES
Actualizado 06/07/2018 21:05

El empresario Emiliano Revilla Sanz ha cumplido 90 años. Una celebración que a los olvegueños no les pasa inadvertida, mientras Revilla sigue trabajando por conseguir nuevos proyectos industriales para su localidad natal, “en una vida de compromiso y de dedicación a Ólvega”, recuerda su alcalde Gerardo Martínez, en cuyo equipo municipal continúa Emiliano Revilla.

El cumpleaños del empresario Emiliano Revilla es una buena ocasión para volver a agradecerle su compromiso con el desarrollo económico e industrial de Ólvega y, por tanto, de la provincia de Soria; y para recordar la figura y la trayectoria de un hombre singular y único.

“El legado de Emiliano Revilla es la obra social más importante de la historia de Ólvega, que ha dado oportunidades y bienestar a los olvegueños, pero también a la zona de influencia del Moncayo y a la provincia de Soria”, señala el alcalde olvegueño, Gerardo Martínez.

“Revilla ha sido la piedra angular del desarrollo industrial de Ólvega. En todos estos años ha transmitido fe, confianza para convencer y conseguir la ayuda de las administraciones, especialmente la Junta de Castilla y León; y el apoyo de empresarios, con los que habla un mismo lenguaje, y a los que ha llevado de la mano para sacar adelante los proyectos”, añade Martínez. “El prestigio de Revilla, en una vida de rectitud, seriedad y honestidad ha ayudado”, apunta el alcalde.

En este momento, el polígono industrial de Ólvega, que se llama Emiliano Revilla, cuenta con unos 2.570 puestos de trabajo (más que la población activa de la localidad), repartidos en 25 proyectos empresariales. “Son más empleos que los que había antes de la crisis”, indica el alcalde, que recuerda el importante papel de Revilla en la instalación de esas empresas.

Los últimos proyectos que se han puesto en marcha han sido la láctea Saiona (90 empleos); Ormazábal Ólvega, de transformadores eléctricos, con 21 puestos y proyección para el futuro; el laboratorio farmacológico Cyndea Pharma, con 180 empleos; o la ampliación de las instalaciones de Logística Molinero, que ahora tiene unas 800 nóminas. Esta empresa local, creada hace casi 70 años, tiene un valor especial, porque ha vivido su crecimiento a la vez que el desarrollo industrial de Ólvega.

Medio millar de trabajadores van a trabajar a Ólvega, 400 de Soria, Ágreda y Tarazona, y los 100 restantes de otros pueblos vecinos de Zaragoza, Navarra y La Rioja. Emiliano Revilla sigue siendo concejal del Ayuntamiento a los 90 años. Concretamente es el presidente de la Comisión de Promoción, Desarrollo Económico, Hacienda, Presupuestos, Patrimonio y Especial de Cuentas. El veterano empresario continúa trabajando en nuevos proyectos empresariales para Ólvega, “con expectativas y confianza de que cuajen. Pero hay que seguir trabajando y se necesita tiempo”, matiza Gerardo Martínez.

Felicitaciones

La sombra industrial de Emiliano Revilla es tan alargada que resulta complicado encontrar elogios originales a su empuje empresarial, afirma el presidente de FOES, Santiago Aparicio, que ha querido reconocer la figura de Revilla. “Cumple 90 años convertido en símbolo del trabajo bien hecho y cuenta, por ello, con el total reconocimiento de las empresas y empresarios sorianos. Su grandísima trayectoria empresarial y enorme labor realizada para atraer empresas a nuestra provincia, ha propiciado la expansión del tejido empresarial soriano, permitiendo la generación de empleo, riqueza y prestigio en nuestra provincia y, más concretamente en su pueblo natal de Ólvega, situándolo en el mapa industrial de Castilla y León”, señala Aparicio.

“Desde FOES, deseamos a nuestro paisano un cumpleaños muy especial en el que pueda recoger –si no todo, porque es imposible- mucho de lo sembrado en su longeva, esforzada y comprometida vida, y en el que reciba toda la ilusión que él ha depositado en la tierra que le vio nacer. Felicidades y gracias, Emiliano”, añade el presidente de los empresarios sorianos.

También el alcalde de Ólvega, Gerardo Martínez, traslada a Revilla “el agradecimiento de corazón de los olvegueños”, y “el afortunado privilegio que he tenido por trabajar al lado de Revilla desde 1999, del que he aprendido mucho”.

Martínez destaca el gran equipo que se ha forjado entre Emiliano Revilla, el Ayuntamiento y los vecinos de Ólvega, “para sacar juntos tantos proyectos adelante. Revilla tiene que sentirse orgulloso del apoyo que le han dado los vecinos de Ólvega”.

Y seguro que lo estará, porque el desarrollo de Ólvega y el compromiso del emblemático empresario olvegueño no puede entenderse sin ese lazo mutuo de complicidad.Desde sus inicios empresariales, Revilla tuvo muy presente a su pueblo, cuando sus fábricas chacineras Revilla y Moncayo crecían y creaban empleo, llegando a crear 1.200 empleos (800 en Revilla). Ólvega vivió una transformación, al pasar de 1.500 a 3.000 habitantes.

Y Revilla fue más allá de crear puestos de trabajo. Construyó 200 viviendas, que puso a disposición de sus trabajadores con precios muy sociales; y abrió un economato, donde los trabajadores de Revilla podían comprar a precios muy económicos, prácticamente de coste.

El empresario olvegueño fue alcalde durante una década (1965-1975), en la que fijó, con una gran visión, la proyección de futuro de la villa, creando espacios de infraestructuras, instalaciones y servicios, que todavía hoy están vigentes.

Tras la etapa vital más dura de Revilla, su largo secuestro de 249 días perpetrado por ETA en 1988 (después de vender sus empresas de embutidos Revilla y Moncayo), impulsó de nuevo su apuesta empresarial por Ólvega, como muestra de agradecimiento al apoyo recibido de los olvegueños durante su secuestro.

En 1990 promueve la constitución de la sociedad mercantil Prouniol de promoción empresarial, en la que colaboraron un millar de familias olvegueñas, además de otros empresarios, recaudando un total de 1.100 millones de las antiguas pesetas (300 millones los puso el propio Revilla). En ese momento se instalaron Cableados Ólvega, propiedad de la multinacional Delphi) y Confecciones Ólvega (que luego pasó a Levi Strauss ).

En 2001, ambas empresas se deslocalizaron para ir a otros países, y lo que parecía un jarro de agua fría y un parón en la industrialización de Ólvega, se convirtió en un revulsivo para instalar Remsa (en la nave que estaba Delphi), y para iniciar una expansión industrial con una sucesión de asentamientos de nuevos proyectos industriales (de la mano de Revilla), que todavía hoy sigue creciendo, siendo Ólvega un referente industrial en Soria, en Castilla y León y en España.

Comentarios...
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Al navegar o utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de ellas. Puedes cambiar la configuración de 'cookies' en cualquier momento.

AceptoMás información