Volver Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
Las feministas sorianas viajarán a Aranda para apoyar a la víctima del caso Arandina

Las feministas sorianas viajarán a Aranda para apoyar a la víctima del caso Arandina

PROVINCIA
Actualizado 18/12/2019 13:07

El colectivo feminista de Soria organiza un viaje a Aranda de Duero para estar presente en la concentración de apoyo a la víctima de los Jugadores de la Arandina.

El colectivo feminista de Soria ha decidido acudir a la llamada de su homónimo en Aranda de Duero para participar en la concentración de apoyo a la víctima de los jugadores de la Arandina. Esta concentración surge como respuesta a la que se convocó hace unos días por defensores de los condenados a 38 años de prisión.

El colectivo feminista de Soria ha hecho público un comunicado para dejar clara su postura respecto a esta iniciativa. Este se incluye de forma íntegra a continuación.

"El 17 de diciembre de 1997, hace ya 22 años, Ana Orantes fue asesinada por su exmarido después de relatar en televisión la violencia que había sufrido por parte de este hombre durante 40 años, ella y sus hijos e hijas. Ana Orantes visibilizó la violencia machista en nuestro país y a partir de entonces la sociedad empezó a tomar conciencia. Sin embargo nos siguen matando, nos siguen violando, nos siguen maltratando, y en muchas ocasiones se continúa mirando hacia otro lado, incluso hay voces en las instituciones que legitiman ciertos discursos misóginos y eso es tremendamente peligroso. La violencia de género existe. Es una violencia estructural terrible contra la mujer por el hecho de serlo. Definida así por las Naciones Unidas en la Declaración sobre la Eliminación de la Violencia contra la Mujer en 1993.

La Ley Orgánica 1/2004, de 28 de diciembre, de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género, supuso un punto de inflexión en esta materia, evidenciando una violencia estructural invisible hasta el momento, donde los crímenes se contaban como pasionales y los asesinatos de mujeres en manos de hombres como una anécdota en la sección de sucesos. No había estadísticas, solo un goteo constante de casos aislados. Esta Ley los cosió bajo un mismo nombre: violencia machista.

Concretamente la violencia sexual es una de las violencias machistas más crueles. La cultura de la violación es estructural y transversal, es inherente al patriarcado, son inseparables, cooperadores necesarios. ¿Realmente la violación se ha visto como un delito? ¿En serio? La sociedad tiene tan interiorizado que una violación no es para tanto que se silencia.

Para que la cultura de la violación sea eficaz existen unos mitos, del tipo qué ropa llevaba, si había consentido, si había bebido, si había provocado, que se filtran en la sociedad, como un gas, para cuestionar a la víctima, con el fin de banalizar la agresión. Cuando este mensaje se ve apoyado por los medios de comunicación, la opinión pública y una justicia patriarcal, el objetivo de la cultura de la violación se cumple.

En los últimos meses habíamos presenciado casos de violaciones grupales y habíamos visto cómo daba lo mismo violar en grupo, que de manera aislada. La palabra manada irrumpía en nuestro vocabulario y nos llevábamos las manos a la cabeza. La violación grupal de Pamplona fue el detonante, "las manadas de violadores" existían, la violencia sexual era bestial, sin límites, pero se seguía dudando de la víctima.

La sentencia judicial del Caso Arandina ha hecho saltar por los aires los cimientos de la cultura de la violación. Violar en grupo tiene otras consecuencias penales, porque sí es grave, porque por primera vez una sentencia judicial aplica la perspectiva de género en un caso de violación, porque "solo sí es sí", porque violar es atentar contra la vida y porque esta sentencia es un avance del feminismo, y cuando el feminismo avanza, el patriarcado reacciona.

También exigimos a los medios de comunicación responsabilidad y que no se conviertan en cómplices de la violencia machista. La mayoría de los medios no están a la altura, la falta de rigor y de perspectiva de género en las informaciones es una constante. Y en este caso ha sido más de lo mismo, algunos medios están cuestionando la sentencia judicial, siguen juzgando a la víctima e incluso están difundiendo informaciones personales que atentan contra su honor.

La cultura de la violación enseña los dientes porque la justicia ha puesto en su sitio a la violencia sexual, y eso al patriarcado le escuece, porque le arrebata poder, le desenmascara y destruye su código. Todavía resuena en nuestros oídos el grito feminista del colectivo chileno Las Tesis, que se ha convertido en un himno mundial para todas: El violador eres tú.

Por último, mucho ojo con la pornografía, porque es el cuaderno de campo de las violaciones grupales, el manual de instrucciones para las manadas, y es tan sencillo acceder a él que hasta da escalofríos pensarlo, donde la dominación, el abuso de poder y la demostración de fuerza mediante la violencia más bestia hacia la mujer es lo predominante. Y si la pornografía está ahí al alcance de todo el mundo, incluidos los niños, ¿por qué iba a ser perjudicial? Y si sobre este dogma está basada una violación, ¿por qué iba a estar penada (o solo un poco)? Pues sí, la violencia sexual es una vulneración de los derechos humanos y por tanto un delito.

Por tanto, es imprescindible una buena educación sexual basada en las relaciones de igualdad, desde el respeto, la comunicación y la empatía. Es urgente y todas las personas somos responsables.

Nosotras tenemos muy presente a las nuestras. Seguiremos batallando, porque el feminismo es imparable. Nos tenéis de frente. Decía Simone de Beauvoir: “No olvidar jamás que bastará una crisis política, económica o religiosa para poner en cuestión los derechos de las mujeres. Estos derechos nunca se adquieren y debes estar vigilante toda tu vida”.

Si no me matan, no me creéis

#HermanaYoSíTeCreo

#Elvioladorerestú

@asambleafeministasoria8m

A tenor de los últimos acontecimientos en torno a la sentencia judicial del Caso Arandina, la Asamblea Feminista de Soria ha acordado que la mejor manera de apoyar a las compañeras de Aranda de Duero es estar presentes en la concentración que han convocado para este sábado, día 21 de diciembre, mostrando sororidad y empatía hacia el colectivo feminista de Aranda y hacia la víctima.

Salida: A las 16.00 horas de la plaza de las Mujeres donde se leerá el comunicado.

Si no puedes venir, ven a despedirnos y nos llevamos tu grito.

La hora de vuelta a Soria sería alrededor de las 21.00 horas.

Si quieres acompañarnos puedes apuntarte mandando un WhatsApp a 665941244".

Comentarios...