Volver Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
San Leonardo de Yagüe: edificios con historia
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en WhatsApp

San Leonardo de Yagüe: edificios con historia

RUTAS
Actualizado 24/05/2020 13:04
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en WhatsApp

San Leonardo es una villa situada en el cruce de caminos entre BURGOS y PINARES. San Leonardo, por su situación geográfica, ocupó a través de los tiempos un lugar privilegiado. En la Edad Media, confluían asimismo numerosos itinerarios o ‘caminos jacobeos’ transitados por peregrinos que acudían a SANTIAGO, después de visitar SILOS. Un marco natural incomparable cercano al CAÑÓN DEL RIO LOBOS.

Su prehistoria se remonta a los albores de la humanidad, con importantes yacimientos de las distintas etapas: Paleolítico (en las cuevas del Cañón del Río Lobos se conservan restos que sugieren la presencia del Hombre de Neandertal), Neolítico, Bronce (cerámicas, grabados y pinturas en cuevas) y Hierro.

A modo de entrada, aún resiste al paso del tiempo el Arco, único testigo en piedra de la existencia de murallas. En el s. XII la familia Pardo, apoyando la política de Alfonso VIII, construyó un hospital. El Rey en recompensa por los servicios prestados, le hizo beneficiaria de los rendimientos del poblado de Arganza.

Cabe destacar el castillo fuerte abaluartado, primero en su género en España, cuyo talud artillero todavía se conserva. Es este un buen exponente de la ingeniería militar del Renacimiento, que incorpora nuevos elementos de defensa ante la generalización de las armas de fuego. Aún se pueden ver los restos de una portada dispuesta en un arco adintelado sobre columnas fajadas, al estilo de la última tendencia del arte italiano del s. XVI, el Manierismo. Si seguimos con la ruta por el municipio, es visita obligada la iglesia parroquial dedicada a San Leonardo Abad. En la iglesia se celebra una de las tradiciones más interesantes de la zona, el baile del paloteo, que consiste en una danza donde los participantes se golpean con palos tapas de madera, imitando espadas y escudos, los días 2 y 3 de febrero. Un espectáculo digno de admirar.

Una villa que muestra el vivo ejemplo de paraje natural idílico, atrapado entre las maravillas del Parquel Natural del Río Lobos y la Reserva Natural, con una amplía biodiversidad de especies animales y vegetales. Además de la obligada visita al Cañón cabe resaltar los merenderos y fuentes cercanas a la villa como Cuvas de la Hiedra, San Cristóbal, la fuente del Tío Briones o la de la Gitana dotada de un complejo de piscinas municipales. Una visita turística obligada.

Comentarios...