Volver Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
CCOO "desconcertada e indignada" con la visita privada de Mañueco al Hospital de Soria
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en WhatsApp

CCOO "desconcertada e indignada" con la visita privada de Mañueco al Hospital de Soria

CAPITAL
Actualizado 18/04/2020 18:27
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en WhatsApp

Mª Jesús Sotillos Rubio, responsable de Sanidad y Sectores Sociosanitarios de CCOO de Soria, escribe tras la visita ayer viernes de Mañueco a Soria

Las delegadas y delegados de SANIDAD de CCOO de Soria queremos poner de manifiesto nuestra valoración a la visita privada del Presidente de la Junta de Castilla y León a Soria, ayer viernes.

Así ha calificado Fernández Mañueco, el Presidente de la Junta de Castilla y León, su visita a Soria. Visita privada, que algunos medios de comunicación han dejado reflejada en imágenes y voz, como agradecimiento a SAMUR por su colaboración, cuando hace cuatro días la propia Consejera de Sanidad Sra. Casado, negaba la necesidad de reforzar a Soria. INACEPTABLE.

¿Qué pasa con los más de 1800 trabajadoras y trabajadores de SACYL en Soria, y con los más del 10% de estos profesionales contagiados confirmados y enfermos? Si los profesionales no esperaban su agradecimiento, sí al menos que reconozca los errores cometidos por políticos, consejeros, gestores y direcciones y desde luego, que pida perdón. Repito. Inaceptable.

Como responsable de CCOO de Sanidad en Soria, y en nombre de todas las delegadas y delegados de CCOO de SACYL, tengo que decir que nos hemos quedado, primero desconcertados ante esta visita de la que no teníamos conocimiento por parte de la dirección y como profesionales sanitarios y no sanitarios, decir también que estamos indignados.

Este mismo viernes estaba prevista una reunión del Comité de Seguridad y Salud del Área de Salud de Soria para abordar lo que realmente importa: la salud de los profesionales, a los que no se les está haciendo los test necesarios, y mendigan equipos de protección para salvaguardase. ¿Suspendió nuestro gerente esa reunión a cambio de una foto con el Presidente y la Delegada Territorial en la puerta de nuestro hospital? Repito. Inaceptable. Era también este día, cuando conocíamos que las mascarillas que estaba usando el personal no cumplían las normas de seguridad, sin embargo, ni una palabra de nuestro Presidente al respecto.

Sr. Fernández Mañueco, si como dice usted fue visita privada, quizá haya que valorar que se ha saltado usted “el confinamiento”; nosotros habitualmente cuando íbamos (ahora no podemos) de visita privada a ver a nuestros familiares y amigos no llamábamos a la prensa. Las fotografías aparentan “triunfalismo” y podría dar a entender que esto ya se ha acabado; nada más lejos de la realidad.

Si se consigue bajar el nivel de alarma sanitaria, nos espera una sobrecarga de trabajo sin precedentes por toda la actividad sanitaria paralizada. ¿Seguirán sin acordarse de nosotros? No nos han protegido. Y sigue peligrando nuestra salud.

Servicios como microbiología y laboratorios, servicios de radiología, esterilización, urgencias, o los propios servicios de hospitalización de UCI y medicina interna, por no citar a todos sean de medio hospitalario como de atención primaria, que inevitablemente están sacando adelante la atención en la pandemia, no han sido “objeto de interés” en su visita privada, ni los servicios, ni los pacientes, ni los profesionales. Sinceramente: lamentable.

Nuestro Presidente autonómico no ha estado a la altura. Y los profesionales de Soria no olvidaremos que pasó por aquí y ni se dignó a comprobar que nuestro hospital, a falta de finalizar las obras paralizadas durante años, sigue en situación muy comprometida en muchos servicios. Afortunadamente, al menos, todavía mantenemos un servicio de lavandería propio algo que la Junta va a hacer desaparecer; un servicio menos para la provincia de Soria.

Espero con esta opinión reflejar sucintamente el malestar e indignación de todas y todos mis compañeros, no sólo por la falta de agradecimiento y reconocimiento, sino por lo que es más sangrante todavía: no admitir sus graves errores y no pedir perdón a todas y todos aquellos que enfermaron por su desidia. Si no fuese por nuestra capacidad de adaptación y resistencia, el abandono de nuestros dirigentes nos hubiese convertido en especie extinguida. Aún están a tiempo de enmendarlo. Veremos.

Vaya nuestro agradecimiento a SAMUR, MSF, UMEs, y Unidades Militares, así como al personal que trabaja en Centros Sociosanitarios y Residencias de mayores y por supuesto a empresas y particulares, y a todos esos y esas voluntarias anónimas por sus inestimables aportaciones y colaboración.

Comentarios...