Volver Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
Con la Fase 1 vuelven la caza y la pesca. Así vive Soria este regreso
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en WhatsApp

Con la Fase 1 vuelven la caza y la pesca. Así vive Soria este regreso

PROVINCIA
Actualizado 21/05/2020 21:52
Encarna Muñoz
Compartir en Facebook
Compartir en Twitter
Compartir en WhatsApp

La delegación provincial de la Federación de Caza de Castilla y León y la Asociación de Pesca Pinares nos cuentan sus impresiones a pocos días de que se permita el regreso de dos importantes actividades en la provincia.

Algunos ven la caza y la pesca como meros pasatiempos, otros los consideran deportes y también hay quienes los defienden como una forma de gestión de la fauna salvaje que evita la propagación de múltiples enfermedades. Sea como fuere, lo que es innegable es que se trata de dos actividades que funcionan como auténticos motores económicos en muchos pueblos sorianos.

Por ejemplo, las estimaciones apuntan a que durante el año 2019 la actividad cinegética movió en Soria alrededor de 12 millones de euros. Cifra nada desdeñable porque abarca, además del gasto directo otros muchos indirectos. Según afirma José Manzano, delegado soriano en funciones de la Federación de Caza en Castilla y León, "en Soria la caza menor es testimonial y un 50% de los cazadores de mayor vienen de fuera de la provincia con lo que esto supone para la hostelería provincial".

Ahora, después de más de dos meses de parón obligado porque el estado de alarma no contempló su actividad como esencial, cazadores y pescadores se preparan para volver al campo y su principal preocupación (aunque no la única) es conseguir equilibrar la seguridad y los beneficios.

La pesca

Luis Alberto Simón, presidente de la Asociación de Pesca 'Pinares', lo tiene muy claro. Está deseando volver a disfrutar de lo que considera "una forma de vida". Afirma que los pescadores esperan al lunes (cuando previsiblemente toda Soria entrará en la fase 1) "con muchas ganas porque no entendíamos la decisión del Gobierno de permitir disfrutar de todos los deportes menos del nuestro".

A día de hoy, y sin la certeza todavía de que el lunes Soria pase a la Fase 1, siguen sin comprender el por qué de la exclusión de un deporte "que es totalmente individual ya que por ley se exige una distancia mínima de 50 metros entre cada pescador", afirma Simón.

A pesar de el malestar por lo que consideran "un ataque a la pesca", el presidente de la asociación pinariega se muestra optimista por el regreso y considera que existen consecuencias positivas de este parón obligado. Luis Alberto Simón añade que "le ha venido muy bien al monte y los ríos se han recuperado" de la sobreexplotación anterior.

Por ello, y como representante de un colectivo defensor de la pesca sin muerte, Simón pide "respeto y prudencia" a todos los pescadores. Explica que "la fauna ahora está aliviada y va a ser raro para los animales ver sus habitats invadidos de nuevo. Si el egoísmo se impone perderemos en un mes todo lo ganado y será una verdadera lástima".

La caza

Desde el 14 de marzo y hasta ahora se ha permitido la caza en la provincia de Soria siempre por daños. Por ejemplo, cuando un agricultor abría un parte de daños en los cultivos se estudiaba la situación y se permitía dar muerte a un número limitado de animales. En el caso de Soria de conejos o jabalíes, dos especies que no son precisamente abundantes en la provincia. El lunes, si el Gobierno aprueba el ascenso a la Fase 1, se permitirá el regreso de la actividad habitual.

José Manzano, delegado soriano en funciones de la Federación de Caza de Castilla y León, lo tiene clarísimo al destacar que "los sorianos que salgan el lunes a cazar serán los hombres más felices de la tierra. Tengo amigos que no ven el día y es entendible. Consiguieron un aprovechamiento que les costó muchísimo y no están aprovechando". Aún así, aclara que la actividad se retomará pero lo hará con "muchísimas condiciones".

La primera de ellas es la temporada. Y es que, actualmente en Soria "solo está abierta a nivel legal la caza del corzo". Esto supone que, solo saldrán al monte un 50% de los cazadores que lo hicieron, por ejemplo, por estas mismas fechas hace un año. "La mitad de los cazadores de corzo en Soria son de fuera de la provincia y, según el estado de alarma, no se podrán mover hasta el final del confinamiento", explica Manzano.

Además, la caza del corzo es una caza de "cierto poder adquisitivo" y, en las circunstancias sobrevenidas por la pandemia del coronavirus, "entendemos que lo primero que se van a evitar son gastos accesorios como considero a este", explica el representante en Soria de la Federación de Caza de Castilla y León.

Por ello las consecuencias serán importantes. En el plano económico peligra la situación de los clubs de caza de la provincia. Manzano resume que "el presupuesto de un club de Soria depende en un 50% del corzo. Si la gente de fuera no puede venir, dejará de pagar y si el club no cobra, tampoco podrá pagar al Ayuntamiento de turno que es quien le arrenda el coto".

Pero la crisis también afectará a los cazadores sorianos. "Hay que ser consecuentes con la situación y lo primero es la salud. Vamos a perder un número importante de cazadores. La caza es un vicio caro, supone el mantenimiento de animales, gastos administrativos,... No se puede prescindir de comer pero sí de cazar.", lamenta Manzano. A esto se añade el tema de las monterías, muy numerosas a nivel provincial y que ahora se complican por los requisitos de seguridad. "El protocolo es correctísimo pero complica mucho las cosas", refiere Manzano.

Aún así, el dinero no es lo único a destacar. La caza sirve como eficaz método de control de las poblaciones de fauna salvaje y en Soria sabemos muy bien lo que ocurre cuando se sobredimensionan las especies. La consecuencia directa es un aumento proporcional de los accidentes de tráfico por presencia de animales salvajes. El año pasado, sin ir más lejos, las cifras oficiales revelaban que estos provocaron 3 accidentes al día.

"Ahora le vamos a quitar 3 meses a una campaña de 6, sabiendo que además en estas fechas es mucho más complicado cazar un corzo", afirma Manzano. Por ello, la Federación de Caza de Castilla y León pide a la Junta que habilite el mes de agosto para la caza del corzo con carácter extraordinario. Por el momento, solo queda esperar la respuesta.

Comentarios...