Volver Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
8,1 mujeres por cada 10.000 habitantes son víctimas de la violencia de género en Castilla y León

8,1 mujeres por cada 10.000 habitantes son víctimas de la violencia de género en Castilla y León

CASTILLA Y LEóN
Actualizado 02/10/2020 10:28

Castilla y León es la comunidad con la ratio más baja de mujeres víctimas de violencia de género de España.

Las denuncias bajaron un 14,62 por ciento respecto al mismo trimestre

de 2019, pese a que la actividad judicial relacionada con la violencia

machista no se vio afectada por la suspensión de los plazos procesales

? El número de mujeres víctimas descendió un 13,91 por ciento, al

contabilizarse 33.338; de ellas, el 9,48 por ciento se acogió a la

dispensa de la obligación legal de declarar

? Por primera vez, el informe contabiliza el número de menores, hijos e

hijas de las víctimas, que sufren violencia de género: 312 en el

trimestre

? Los juzgados de violencia sobre la mujer y los juzgados de guardia

recibieron 10.124 solicitudes de protección, un 14,8 por ciento menos

que hace un año

? Las sentencias condenatorias marcaron un máximo histórico al

representar el 77,25 por ciento del total, aunque el número de

resoluciones dictadas descendió en un 59,67 por ciento

? La presidenta del Observatorio afirma que los datos ponen de

manifiesto la grave situación que padecieron las víctimas durante el

confinamiento

El segundo trimestre de 2020, el más afectado por las consecuencias de la crisis sanitaria del COVID-19, muestra una importante disminución interanual en la mayor parte de los indicadores que miden la actividad de los órganos judiciales en la lucha contra la violencia de género: las denuncias (34.576) se redujeron un 14,62 por ciento; el número de mujeres víctimas (33.338) descendió un 13,91 por ciento; la solicitud de órdenes de protección (10.124) bajó un 14,8 por ciento; y el total de sentencias dictadas (5.344) fueron un 59,67 por ciento menos.

Este decremento ha tenido lugar a pesar de que la declaración del estado de alarma y, con ella, la suspensión de los plazos procesales, no afectó “a las actuaciones encomendadas a los servicios de guardia, a las actuaciones con detenido, a las órdenes de protección, a las actuaciones urgentes en materia de vigilancia penitenciaria y a cualquier medida cautelar en materia de violencia sobre la mujer o menores”, que fueron declaradas actividades esenciales, tal y como consta en la disposición adicional segunda del Real Decreto 463/2020, de 14 de marzo, por el que se declara el estado de alarma para la gestión de la situación de crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19.

Según el informe trimestral del Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género, dado a conocer hoy, sí se mantuvo en los meses de abril, mayo y junio un elevado porcentaje de sentencias condenatorias, que alcanzaron el 77,25 por ciento del total de las dictadas por los órganos judiciales –juzgados de violencia sobre la mujer, juzgados de los penal y audiencias provincialesen el ámbito de la violencia machista. Hace un año, las condenas representaron casi el 70 por ciento del total.

Los juzgados registraron 34.576 denuncias por violencia de género

Durante el segundo trimestre del año, los juzgados de violencia sobre la mujer registraron un total de 34.576 denuncias, un 14,6 por ciento menos que en el mismo trimestre de 2019. De ellas, y aunque disminuyeron respecto a las de hace un año, las más numerosas fueron de nuevo las presentadas por la víctima (25.308), que representan el 73 por ciento del total. La mayor parte de las denuncias presentadas por la víctima lo fueron ante la policía (24.851).

En cuanto a las presentadas por familiares, sumaron un total de 698, un 37,4 por ciento menos que en el segundo trimestre de 2019. Respecto al total de denuncias, las interpuestas por los familiares se mantuvieron un trimestre más en un porcentaje muy bajo y apenas superaron el 2 por ciento.

Desciende el número de mujeres víctimas

El número de mujeres víctimas de la violencia machista registrado en el segundo trimestre del año fue de 33.338, lo que ha supuesto un descenso interanual del 13,9 por ciento. Pese a esta importante disminución, se mantuvo estable y en porcentajes muy similares a los de hace un año el número de víctimas de nacionalidad española, el 67,17 por ciento del total, y el de víctimas de otras nacionalidades, que representan el 32,83 por ciento.

Víctimas menores de edad tuteladas

Por primera vez, el informe recoge el número de víctimas menores tuteladas que se pudieron contabilizar en el trimestre. Esta cifra permite saber cuántos hijos e hijas menores de las mujeres maltratadas son también víctimas de la violencia machista. En el segundo trimestre del año, ascendieron a 312 niños y niñas, de los cuales 234 (el 75 por ciento) son de nacionalidad española y 78 (el 25 por ciento restante), de otras nacionalidades.

En cuanto a la ratio de mujeres víctimas de violencia de género por cada 10.000 mujeres, en el conjunto de España fue del 13,8. Por encima de la media nacional se situaron Baleares (con 23), Canarias (19,6), Murcia (18,3), Comunidad Valenciana (17,6), Andalucía (15) y Madrid (14,1).

La tasa más baja se dio en Castilla y León (con 8,1 mujeres víctimas cada 10.000), seguida de Extremadura (9,4), Galicia (10,6) y Aragón (10,8).

El 9,48 por ciento de las víctimas se acogió a la dispensa

Las mujeres víctimas de la violencia machista que se acogieron a la dispensa de la obligación legal de declarar fueron 3.160, un 23 por ciento menos que en el mismo trimestre de 2019. Pese a este descenso, la proporción de mujeres que prefirieron no prestar declaración con respecto al total de víctimas de la violencia de género se mantuvo en cifras próximas a las de hace un año, pues fueron el 9,48 por ciento. En el segundo trimestre de 2019, representaron un 10,3 por ciento del total.

El hecho de que una víctima de violencia de género se acoja a la dispensa a la obligación legal de declarar no lleva aparejada obligatoriamente la finalización del proceso judicial, pues ante este tipo de delitos la Fiscalía actúa siempre de oficio.

Órdenes de protección

También las órdenes de protección experimentaron un importante descenso durante el trimestre analizado. El número total de solicitadas fue de 10.124, un 14,8 por ciento menos que hace un año. Del total de solicitudes de orden de protección recibidas, 8.249 se dirigieron a los juzgados de violencia sobre la mujer y las 1.875 restantes, a los juzgados de guardia. Una de cada cuatro mujeres víctima de la violencia machista (el 24, 74 por ciento) solicitó una orden de protección entre los meses de abril y junio de este año.

Los juzgados de violencia sobre la mujer concedieron 5.838 órdenes de protección o, lo que es lo mismo, el 70,8 por ciento del total de solicitadas, porcentaje prácticamente idéntico al de las acordadas en el mismo trimestre del año pasado, que fueron el 70,43 por ciento de las incoadas.

Por su parte, los juzgados de guardia recibieron 1.875 solicitudes de órdenes de protección, de las cuales acordaron 1.479 (79 por ciento del total). En el 52,5 por ciento de los casos, la víctima mantenía una relación afectiva con el agresor (su cónyuge o pareja) en el momento de solicitar la orden de protección.

Medidas judiciales penales y civiles derivadas de las órdenes de protección

Los juzgados adoptaron también un total de 18.161 medidas judiciales, tanto civiles como penales, de protección de las víctimas (mujeres y menores). Del total de medidas de protección, 14.257 se acordaron en el ámbito penal y 3.904, en el civil.

De las 14.257 medidas de carácter penal, 10.526 (el 74 por ciento) se acordaron en el ámbito de la orden de protección, mientras que las 3.731 restantes (26 por ciento) se acordaron como medidas cautelares. Las más frecuentes fueron las órdenes de alejamiento (5.603), que representan el 71,31 por ciento del total de las órdenes de protección acordadas por los juzgados de violencia sobre la mujer y la prohibición de comunicación (5.367), que representan el 67,8 por ciento. La salida del agresor del domicilio se acordó en el 10,14 por ciento de los casos y la prohibición del volver al lugar de los hechos, en el 6,59 por ciento.

En cuanto a las medidas civiles, el 94 por ciento de ellas (3.665) se acordaron en el ámbito de la orden de protección y el 6 por ciento restante (249), como medida cautelar. El 21,63 por ciento de las medidas civiles estaban relacionadas con la prestación de alimentos y el 17,75 por ciento, con la atribución de la vivienda, siendo ambas las adoptadas con mayor frecuencia.

La suspensión de la guarda y custodia se acordó en el 5,12 por ciento de los casos y la del régimen de visitas, el 3,58 por ciento.

Con respecto al segundo trimestre de 2019, ambos tipos de medidas también han experimentado un descenso: las penales bajaron un 20,5 por ciento y las civiles, un 9,8 por ciento.

Siete de cada diez sentencias dictadas terminaron en condena al maltratador

Si bien en el trimestre analizado los órganos judiciales dictaron un 59,67 por ciento menos sentencias que hace un año, la proporción entre las condenatorias y las absolutorias se mantuvo en términos similares a los del segundo trimestre de 2019. Así, del total de 5.344 resoluciones, 4.128 (el 77,25 por ciento) fueron condenatorias y 1.216 (el 22,75 por ciento), absolutorias. El porcentaje de condenas ha superado el máximo histórico, que fue del 70,54 por ciento en el conjunto de 2019.

Los datos aportados por todos los órganos judiciales al Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género ponen de manifiesto que el mayor porcentaje de condenas a maltratadores se sigue dando en los juzgados de violencia sobre la mujer, con un 91 por ciento de condenas sobre el total de sentencias dictadas (casi cinco puntos porcentuales más que en el mismo trimestre de 2019). Las sentencias condenatorias dictadas por las audiencias provinciales representaron un 82,86 por ciento (4,3 puntos menos que hace un año) y las sentencias condenatorias de los juzgados de lo penal representaron el 58,45 por ciento del total (un porcentaje muy similar el del segundo trimestre de 2019).

Juzgados de violencia sobre la mujer

Los juzgados de violencia sobre la mujer celebraron un total de 863 juicios sobre delitos leves entre abril y junio, 986 menos que hace un año. Casi la mitad, el 48 por ciento de los juicios, fueron de enjuiciamiento inmediato. Un 43 por ciento de los asuntos ingresados en estos órganos judiciales estaban relacionados con el delito de injurias; un 38 por ciento, con el de vejación injusta; y el 20 por ciento restante estaban relacionados con otros delitos.

En el trimestre analizado, estos órganos judiciales ingresaron 44.562 asuntos penales, un 16,68 por ciento menos que hace un año, cuando recibieron 53.487 asuntos de este tipo. Los delitos que centraron la mayor parte del trabajo de estos órganos judiciales volvieron a ser las lesiones y malos tratos del art. 153 del Código Penal, que representaron el 51,2 por ciento, y las lesiones y malos tratos del art. 173, un 13,2 por ciento del total.

En el trimestre analizado fueron enjuiciadas por estos juzgados 3.004 personas, frente a las 5.399 que se sometieron a juicio en el mismo periodo de 2019. De ellas, 2.990 fueron hombres y 14, mujeres. Fueron condenadas 2.745, mientras que 259 resultaron absueltas.

Los juzgados de violencia sobre la mujer tramitan también demandas civiles –en su mayor parte divorcios y medidas sobre la guarda y custodiapresentadas por las mujeres víctimas de malos tratos. En el trimestre analizado, estas demandas sumaron 3.610, lo que ha supuesto un descenso del 35,6 por ciento respecto al mismo trimestre del año pasado, cuando fueron 5.608. Los asuntos civiles tramitados en los juzgados de violencia sobre la mujer siguen siendo una cantidad muy baja en comparación con la de los penales.

Juzgados de lo Penal

La actividad de los juzgados de lo Penal, que enjuician delitos castigados con hasta cinco años de cárcel, disminuyó un 57,7 por ciento respecto al mismo trimestre de 2019. Estos órganos judiciales recibieron en el trimestre 3.500 asuntos, frente a los 8.275 de hace un año.

En total, los juzgados de lo Penal dictaron 2.337 sentencias (hace un año sumaron 7.777), de las cuales 1.366 fueron condenatorias.

Audiencias provinciales

Las audiencias provinciales, cuyas secciones especializadas en violencia sobre la mujer enjuician los delitos más graves, castigados con penas de prisión superiores a cinco años, dictaron 35 sentencias (29 de las cuales fueron condenatorias), una cantidad muy inferior a la registrada en el segundo trimestre de 2019, cuando dictaron 109 sentencias.

Juzgados de menores

Finalmente, los juzgados de menores enjuiciaron entre abril y junio de este año a 34 menores de edad por delitos relacionados con la violencia sobre la mujer. La cifra de menores enjuiciados se ha reducido a menos de la mitad de la registrada en el mismo trimestre de 2019, que fue de 79. En el segundo trimestre de 2020 se impusieron medidas (equiparable a una sentencia condenatoria) en todos los casos.

Valoraciones de la presidenta del Observatorio, Ángeles Carmona

La presidenta del Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género, Ángeles Carmona, señala que los datos del trimestre ponen de manifiesto de forma palpable las dificultades añadidas que han tenido las mujeres víctimas de violencia machista para denunciar a sus agresores, una circunstancia de la que desde el Observatorio se alertó durante el tiempo que duró el confinamiento decretado en marzo como consecuencia de la crisis sanitaria del coronavirus.

Todos los actores implicados en la lucha contra la violencia de género y en la protección a las víctimas, afirma, se mantuvieron activos durante el confinamiento; de hecho, la actividad judicial referida a esta materia no se vio afectada por la suspensión de los plazos procesales y los jueces siguIeron trabajando, al haber sido declarada esencial por el CGPJ. Pero los datos mostraban entonces –y confirman ahora- la dramática situación vivida por estas mujeres, que se vieron obligadas a vivir el estado de alarma encerradas en casa con su maltratador, un hecho que para ellas supuso un escollo añadido para pedir ayuda y denunciar los hechos ante el juez o ante la policía.

Sin duda, señala Carmona, éste es el contexto en el que debemos encuadrar el importante descenso en el número de víctimas, denuncias y solicitudes de órdenes de protección, en todos los casos muy próximo al 15 por ciento.

La presidenta del Observatorio destaca el esfuerzo que los órganos judiciales están realizando para elaborar las estadísticas que permiten realizar una radiografía precisa de la violencia de género en España. En este sentido, señala la importancia de haber contabilizado por primera vez el número de víctimas menores tuteladas de la violencia de género. Se trata de los hijos e hijas de las mujeres maltratadas que también sufren una situación de violencia.

El dato no sólo es relevante en sí mismo, sino que además sirve para poner de manifiesto cómo la maternidad es uno de los factores que aumentan la vulnerabilidad de las mujeres víctimas de la violencia machista. Carmona recuerda que, según un estudio realizado por el Observatorio, el 75 por ciento de las víctimas mortales de violencia machista entre 2016 y 2018 eran madres.

Comentarios...