Volver Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
Los Trócolos: 25 años de rock and roll. "Ahora que no se puede bailar pegados es el momento de los rockeros"

Los Trócolos: 25 años de rock and roll. "Ahora que no se puede bailar pegados es el momento de los rockeros"

PROVINCIA
Actualizado 12/12/2020 22:27
Encarna Muñoz

Los Trócolos cumplen este mes su primer cuarto de siglo de historia. Aprovechando una fecha tan relevante, hablan en exclusiva para Soria Noticias. Descubrimos sus orígenes, primeros conciertos, evolución y secretos.

Hace ya 25 años desde que José Luis Martínez, Óscar Molina y José María Martín se subieron al escenario en el polideportivo de Berlanga de Duero para grabar un nombre en la historia musical de Soria: Los Trócolos. Apostaron entonces por su identidad, el rock and roll contundente y en inglés, y dejaron claro que lo suyo no son las medias tintas. Miraban a la vida de frente, dispuestos a exprimirla al máximo. Cuarto de siglo después siguen haciéndolo con la evolución lógica que marcan los años.

Hoy se sientan con Soria Noticias y descubren el encanto de tres tipos que hablan igual que cantan, claro. Las risas están aseguradas pero también lo está la reflexión y el optimismo. Porque al mal tiempo hay que ponerle buena cara y lo mejor siempre está por llegar.

Pregunta: 25 años, es todo un tópico, pero se dice pronto.

Respuesta: Así es, 25 añitos como grupo oficial. La verdad es que somos como un matrimonio, pero bien avenido. Hemos tenido algunos roces pero sin asperezas. Lo cierto es que somos todos muy amigos y eso ha influido.

P: Sí, pero también son muchos los grupos que comienzan siendo amigos y acaban como el rosario de la aurora.

R: Lo importante es ser conscientes de que no se puede imponer la voluntad propia. Todos hemos tenido cambios en nuestras vidas pero hemos sabido respetarnos y también hacer los paréntesis que eran necesarios. Igual también ese ha sido el problema, no hemos llegado a nada por no ser más ambiciosos (ríen).

P: Bueno, eso de "a nada" se podría discutir. No sé si quedará alguien en Soria que no reconozca el nombre pero, ¿quiénes son Los Trócolos?

R: Somos una banda de rock al uso. Somos cañeros y no hemos cambiado demasiado nuestro estilo. Según nos dicen, en directo sonamos bien, por eso seguimos adelante. Ahora reunimos casi a tres generaciones en nuestros conciertos y tenemos público que nos deja, otros se reenganchan y también se incorpora gente joven.

P: Los Trócolos nacieron en Berlanga de Duero. ¿Qué recuerdan de entonces?

R: ¡Qué bonito! (vuelven a reír). Somos autodidactas, no hemos ido a ninguna escuela de música. Yo tocaba la bandurria (recuerda Pepe Martínez) y de ahí nos fuimos enganchando todos. Lo hicimos viendo a grupos contemporáneos, aprendiendo de lo que nos gustaba y tocando muchas horas. Es cierto que nos ha costado más pero mientras tanto lo hemos pasado muy bien. Obviamente, hemos ido haciendo otras muchas cosas a la vez porque no buscábamos na en concreto, buscábamos lo que surgió.

P: El 8 diciembre de 1995 Los Trócolos ofrecieron su primer concierto. ¿Qué sintieron? ¿Qué ha cambiado desde entonces?

Dos de nosotros nos juntamos en la universidad, estudiábamos relaciones laborales. Yo tocaba en otro grupo (cuenta Chema), conocía a Pepe, y les faltaban un batería para el concierto, me animé a juntarme. Para los otros dos Trócolos (continúa Pepe) fue una sensación muy buena porque nunca habíamos podido tocar con un batería curtido. Te puedo decir hasta el cartel, tocamos con Klemerodex blues band, Alto Secreto y El Pescao en el polideportivo de Belganga.

P: Recordáis todos los detalles.

R: Hombre claro. Es importante porque las primeras novias siempre se recuerdan.

P: Letras contundentes y en inglés. ¿Por qué?

R: Lo del inglés es simple. No soy gran letrista y la música que más me ha influenciado es la de los grupos anglosajones (habla José Luis). Además, nos parece un idioma más musical aunque es cierto que en nuestro país tiene menos salida. Eso nos dio igual, queríamos que nuestra música sonara creíble. son anglosajones. nos parece un idioma más musical aunque tiene menos salida en nuestro país. queríamos que sonara creíbles.

P: Hablar inglés en la Soria de aquellos años debía ser como un milagro.

R: Jajajaja. No hablo inglés, solo canto en inglés y en un nivel medio. Tengo las nociones básicas y también alguien que nos apoya para traducirlas decentemente. Esto es por vergüenza torera, para que los ingleses que nos escuchen no se rían de nosotros.

P: ¿Un cuarto de siglo completo ensayando en el mismo local?

R: Ahora hemos cambiado. Estábamos en la nave de Chema pero ahora nos han ofrecido la oportunidad de ensayar en un local comunitario que pertenece a una asociación. Las instalaciones son buenísimas y, además, compartes tiempo y experiencias con otros grupos. Está en las afueras de la capital y no molestas a nadie. Vamos, estoy casi seguro de que no tendrá un local como el nuestro ni Leiva. Eso sí, ahora tenemos cuadrantes con horarios y es más difícil juntar a Los Trócolos que a los Beatles.

P: Y actuar, ¿en cualquier sitio que os llame? ¿Dónde se encuentran más cómodos?

R: Danos las salas pequeñas con contacto directo con el público. Cuando tocamos con Loquillo en la plaza Mayor fue espectacular y se nos siguen poniendo los pelos como escarpias al recordar la plaza llena de gente. ¡Cómo un Miércoles el Pregón! Cuando tienes que tocar en una plaza con cuatro gatos es más triste, cuando estás en una sala y hay cuatro personas hay más calorcito.

P: ¿Cuántos trabajos habéis publicado?

R: Para Reyes saldrá el quinto disco: 'Second Round'. Unos días antes se publicará en formato digital.

P: ¡Sorpresa! ¿Y qué esconde este nuevo trabajo? ¿Alguna novedad?

R: Hombre obviamente hemos evolucionando porque no puedes seguir tocando el mismo rock que en los años 70. Todos los grandes evolucionan y se han adaptado a los tiempos y por tanto las influencias también cambian. A pesar de esto seguimos teniendo la misma guía, el rock and roll.

P: ¿Cuánto de sencillo o de complicado tiene publicar un disco?

R: Grabar un disco ahora es menos difícil que antes. Muchas cosas las puedes hacer desde casa, también puedes colgar tu música en redes y luego, si pegas el pelotazo, puedes alcanzar una visibilidad terrible. Para tener algo mejor tienes que invertir dinero, a no ser que alguien apueste por tí. Antes había pocos medios, pocos grupos y el que destacaba lo pegaba. Ahora hay muchísimo de todo.

P: ¿Muchísimo de todo?

R: Sí. Los Trócolos prohibiríamos el botón de pasar canciones. Antes te tenías que comer la cinta entera y te acababan gustando todas. Ahora hay demasiada información; todo es muy fugaz y todo es una mierda (ríen de nuevo). Es lo que hay, hay que jugar con eso.

P: Ahora los discos se tienen que vender con complementos.

R: Y Los Trócolos también lo hacemos. Hemos puesto en marcha un merchandasing completo. Tenemos una camiseta cojonuda y también una mascarilla. Ahora si tienes ojos bonitos y la camiseta de Los Trócolos no necesitas nada más.

P: La música no les ha quitado de trabajar, ¿es eso una utopía reservada a unos pocos privilegiados?

R: Nunca nos hemos atrevido realmente a vivir de ello. En varias ocasiones pensamos irnos a Madrid, que era lo que habia que hacer para triunfar, pero con este rock and roll es complicado. Grupos como Platero y M Clan tuvieron que bajar el pistón, también Leiva y Pereza. Tuvieron que suavizar su música para hacerla más comercial. Nosotros hacemos un rock and roll cañero y lo haremos hasta la muerte. No vamos a sacrificar lo único que se nos da bien y si firmas con una discográfica te van a decir por donde tienes que ir. Hay que comer y preferimos estar en una fábrica y tocar lo que nos gusta.

P: Para el futuro, ¿25 años más?

R: ¡Por lo menos! A ver si tenemos suerte y la artritis nos deja los dedos en forma de acorde. Intentaremos tirar hasta donde lleguemos, disfrutar y hacer disfrutar.

P: Y ya para acabar. Este año, con la irrupción del Covid-19, ¿ha sido tan desastroso o se le puede encontrar algo bueno?

R: Nosotros hemos ido aguantando porque aprovechamos el confinamiento para hacer los arreglos del nuevo disco y hacerlos mejor. En ese sentido no ha estado mal. Obviamente claro que ha habido una merma y la música las ha pasado canutas pero habrá un resurgimiento porque la gente está deseosa de disfrutar. Creemos que el 2021 va ser un año cojonudo porque todos tenemos ganas de salir y de gastar las cuatro perrillas ahorradas. No habrá conciertos multitudinarios, pero los que haya serán más cercanos y el vermut también es bonito. No vale la pena lamentarse. Sergio Dalma estará jodido porque ya no se puede bailar pegados, es el momento de los rockeros y aquí estamos Los Trócolos.

Comentarios...