Volver Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
El camionero vasco accidentado en la SO-830 septuplicaba la tasa de alcohol

El camionero vasco accidentado en la SO-830 septuplicaba la tasa de alcohol

PROVINCIA
Actualizado 10/06/2021 18:27

La salida de la vía se saldó unicamente con el conductor del camión como herido leve, pero pudo acabar en tragedia. Dio 1,08 de alcohol en aire, cuando el límite es de 0,15. Podría ser condenado hasta a 6 meses de cárcel y perder el carnet por 4 años.

La Guardia Civil de la Comandancia de Soria investiga al conductor de un vehículo articulado que dio positivo en las pruebas de alcoholemia que se le realizaron después de haber sufrido un accidente de circulación cerca de Ólvega.

Lo hechos ocurrieron a las 18:00 horas del pasado martes. Tras sufrir un accidente de circulación en el kilómetrro 4,100 de la carretera SO-380 (Matalebreras-Ólvega), dentro del término municipal de Ólvega, la Guardia Civil de Soria realizó la prueba de alcoholemia al conductor de un vehículo articulado como consecuencia de haber sufrido accidente de circulación.

El camionero arrojó tasas de 1,06 y 1,08 miligramos de alcohol por litro de aire espirado. Es decir, septuplicaba la tasa permitida que para este tipo de vehículo es de 0,15 mg/l de aire espirado. Fue atendido de urgencia en el centro de salud de la localidad de Ólvega. Resultó herido leve. El vehículo fue retirado del lugar por las asistencias al quedar obstaculizada parte de la vía.

En base a lo anterior, la Guardia Civil, ha procedido a investigar al conductor de dicho vehículo, un hombre de 54 años y vecino de la provincia de Vizaya, como presunto autor de un supuesto delito contra la seguridad del tráfico. Las diligencias instruidas serán puestas a disposición del Juzgado de Instrucción de los de Soria.

Este delito puede conllevar una pena de prisión de tres a seis meses o multa de seis a doce meses o trabajos en beneficio de la comunidad de 30 a 90 días, y privación del derecho a conducir de uno hasta cuatro años.

La ingesta de bebidas alcohólicas, así como la de drogas y sustancias tóxicas, influye en el conductor de un vehículo con la disminución de la capacidad sensorial, de reflejos y de atención en la conducción, desvirtuando la percepción de la realidad, determinando una conducción inapropiada y creando un concreto peligro para la vida propia y del resto de los usuarios de la vía. Aumenta exponencialmente la posibilidad de sufrir un siniestro vial.

Comentarios...