Volver Noticias de Soria - SoriaNoticias.com
La asociación Rizoma reivindica su afán por la repoblación en Soria

La asociación Rizoma reivindica su afán por la repoblación en Soria

PROVINCIA
Actualizado 16/06/2021 17:57

La agrupación lleva años establecida en Fuentelfresno, donde han conseguido que la localidad alcance el medio centenar de habitantes, la mitad niños.

En la asociación Rizoma, en Fuentelfresno, llevan años realizando actividades de dinamización como festivales de música, eventos deportivos, etc. en una de las zonas más despobladas de Soria, al pie de la demarcación de Tierras Altas. Hace años, el colectivo lograba que la escuela del pueblo reabriera sus puertas. Un servicio que ha revitalizado la localidad, que ahora cuenta con 50 habitantes, de los cuales casi la mitad son menores.

Sin embargo, la escuela depende en gran medida de estudiantes de otros municipios y especialmente de Soria capital. La agrupación viene realizando propuestas a las administraciones para conseguir que el colegio público aumente su viabilidad y consiguientemente, ahorro de dinero público, según afirman en un comunicado.

El escrito remitido a esta redacción y un video explicativo, a continuación:

"LUCHA CONTRA LA DESPOBLACIÓN, COHESIÓN TERRITORIAL Y AHORRO DE DINERO PÚBLICO

Fuentelfresno, 16 de junio 2021

El problema del despoblamiento rural soriano está en primera línea de la actualidad política nacional, como pudimos comprobar en la reciente Feria Presura 2021. Una vez más, se puso de manifiesto lo esencial y urgente que es dar soluciones al reto demográfico y a los problemas de cohesión territorial en la provincia. Mientras se diseñan y definen prometedores planes y estrategias, que esperamos se acaben concretando en soluciones, lo cierto es que a nivel local son muchas las acciones que se pueden ir llevando a cabo y que están en nuestra mano.

Entre las comarcas de El Valle y Tierras Altas (densidad de población conjunta: 2,2 habitantes/km2) nos encontramos con un ejemplo de éxito de repoblación rural: Fuentelfresno. Este pueblo ha pasado de tener en 1999 dos habitantes permanentes a cincuenta en la actualidad, de los cuales veinte son menores de edad. Una de las principales razones de este éxito es tan sencilla como poderosa: en el pueblo se ubica la escuela municipal, hoy en día integrada en el Colegio Público CRA El Valle (Almarza y Fuentelfresno).

El pueblo no ha parado de crecer desde la apertura de la escuela, pero sin embargo la viabilidad de ésta ha sido facilitada por los alumnos que llegan de otros municipios y, especialmente, de Soria, que han representado entre el 50% y el 80% del alumnado desde la apertura del centro. ¿No es un fantástico ejemplo de cohesión territorial el hecho de que las familias de la urbe elijan un centro rural para sus hijos? Las principales razones para esta elección son la educación junto a la naturaleza, tan beneficiosa para el aprendizaje y el desarrollo de los pequeños, la integración en una comunidad educativa muy dinámica y las bajas ratios.

Cada mañana nueve niños del pueblo hacen su alegre pasacalles matutino al cole. Seis se desplazan desde Soria y tres desde otros municipios de la zona. Además, existe un servicio de Transporte Escolar licitado anualmente por la Consejería de Educación que presta actualmente su servicio a dos niñas las otras localidades del municipio a las que les corresponde ese centro educativo. Las familias de Soria y de otros municipios se han organizado estos años, casi siempre a través de la Asociación Rizoma, para fletar un autobús privado o para compartir vehículo para hacer los desplazamientos al colegio todos los días.

La normativa establece sin dudas quién tiene derecho al Transporte Escolar gratuito: el alumnado que reside en municipios diferentes al del centro que les corresponde. Está claro, por tanto, que los niños de Soria y otros municipios no tienen derecho a este servicio público gratuito. Las familias lo asumen cuanto los matriculan en la escuela. Sin embargo, ¿no sería lógico buscar una fórmula para que estas familias puedan hacer uso de las plazas disponibles, pagando por ello, en base a un acuerdo que regule las normas y responsabilidades? Esta solución tendría beneficios evidentes: a) la Administración (es decir, todos) ahorraría dinero, al cubrir las nuevas familias usuarias una parte del coste de la licitación; b) se facilitaría que las familias de la capital y de otros municipios pudieran continuar nutriendo con alumnos una escuela rural que, como hemos visto, es una de las mejores armas contra la despoblación; y c) se reducirían emisiones de CO2 asociadas al transporte. En otras palabras, se lucha contra la despoblación y se reducen las emisiones ahorrando dinero público.

Las familias de los niños de Soria y otros municipios han solicitado durante años a las Administraciones competentes desarrollar una fórmula conjunta para hacer un uso compartido del transporte público. La respuesta ha sido, una y otra vez, un inmovilismo sin argumentos técnicos, limitado a reiterar que esos niños no tienen derecho al transporte escolar gratuito. Esta continua negativa sin querer explorar otras opciones hace pensar en una falta de voluntad. Existen herramientas administrativas para establecer acuerdos público-privados, y la ley no prohíbe juntar a beneficiarios del servicio público con otros usuarios, como demuestra un caso de éxito como son las rutas combinadas o transporte a la demanda. Nadie niega que el Transporte Escolar es un tema de difícil gestión en nuestro territorio, pero la búsqueda de soluciones de interés general es lo mínimo que se puede exigir a la Administración pública.

El Ayuntamiento de Ausejo de la Sierra, la entidad local menor de Fuentelfresno, la Asociación Rizoma, las familias del alumnado y el CRA El Valle han conseguido dar viabilidad a la Escuela de Fuentelfresno, mostrando que es posible repoblar y atraer población urbana si ofrecemos servicios atractivos en los pueblos. La Dirección Provincial de Educación de la Junta y la Diputación de Soria, que apoyaron la creación de la Escuela y han colaborado en su mantenimiento, tienen ahora, junto con otras Administraciones provinciales, la oportunidad y la responsabilidad de luchar contra la despoblación sin tener que esperar la llegada de inversiones faraónicas ni las promesas de grandes planes y estrategias. Solo hace falta aprovechar de manera más eficiente los recursos que ya existen. Tenemos la suerte de vivir en una provincia en la que coordinarse es fácil si hay interés y la realidad muestra que la escuela rural es una de las herramientas clave para la cohesión territorial, y una de las maneras más baratas, eficientes y saludables de recuperar la vida en los pueblos.

Quizás no es descabellado pensar que, si se ofrecen servicios de calidad en los pueblos y a la vez se facilita el acceso a ellos desde la capital, se acerca el mundo rural a las urbes y se motiva a más gente a querer formar parte de él y, quién sabe, a trasladarse a vivir allí.

Desde aquí, solicitamos una vez más a la Administración que proponga cuanto antes una solución para que el próximo curso 2021-2022 el transporte compartido a Fuentelfresno sea una realidad.

Asociación Rizoma"

Comentarios...